Ahorro Corporación prevé un patrimonio estable para los fondos españoles en 2013


El patrimonio de los fondos de inversión españoles se mantendrá estable a lo largo del año, en torno a los 127.050 millones de euros con los que ha cerrado 2012, según las estimaciones de Ahorro Corporación. Para la entidad, el volumen podría moverse en una banda –alcista o bajista– de en torno al 1%, en función de dos variables. En primer lugar, la materialización de la recuperación económica, y en segundo término, la consolidación del mapa financiero español y las necesidades de liquidez de las entidades, que determinarán sus políticas comerciales.

Así, las medidas que se adopten para la resolución de la crisis económica, entre las que podría incluirse el rescate de España, influirán en la variable mercados, que determinará la rentabilidad de los fondos. “Si los organismos europeos comenzaran a dar muestras claras de su resolución por intentar dar salida a la crisis, las rentabilidades de los fondos obtendrían, al menos, lo obtenido en 2012 y, muy probablemente, las superarían”, dicen. En este escenario de “principio del fin”, las rentabilidades medias esperadas quedarían enmarcadas entre el 2% de los productos monetarios y el 15% de los de renta variable.

La segunda variable, la consolidación del mapa financiero español, implica la posibilidad de nuevos movimientos corporativos entre las entidades a las que pertenecen las gestoras, lo que marcará su política comercial. Así, “bien podrían volver a sentir la necesidad del pasivo o bien apostar por el crecimiento de márgenes, donde se englobaría una comercialización activa de fondos”, explican.

BUENAS PERSPECTIVAS PARA 2013
CategoríaRentabilidad estimada en 2013 (%)
Garantizados3
Monetarios2
Renta Fija Corto Plazo3,3
Renta Fija Duración3,5
Mixtos Renta Fija5
Mixtos Renta Variable8
Renta Variable15
Fuente: Ahorro Corporación.


Reto para los garantizados

En 2013 el peso de las diferentes categorías en el conjunto de la industria variará. Ahorro Corporación estima que, de los más de 15.000 millones en productos garantizados que vencerán, no todos se renovarán de la misma forma. Considera que las regarantías retendrán menos patrimonio, porque las entidades optarán por la creación de nuevos productos de renta fija de duración determinada pero sin garantía, tal y como ocurrió en 2012.

De hecho, la de fondos garantizados fue una de las categorías más penalizadas el año pasado. Tras un 2011 en el que captaron 4.320 millones, en 2012 sufrieron reembolsos netos por 4.120 millones si bien el efecto mercado suavizó la caída patrimonial a 2.000 millones, una merma de volumen del 3,8%, si bien mantienen su cuota de mercado estable, en un 40,1%. Los factores que jugaron en su contra, las renovaciones en forma de productos sin garantía pero también la fuerte salida de dinero de los fondos conservadores, generalmente utilizados como instrumentos de ahorro, hacia los depósitos. Esta circunstancia afectó también a los fondos de renta fija a corto plazo, de los que salieron 4.580 millones (3.900 millones brutos, lo que supone una merma patrimonial del 15%).

La mitad del volumen, perdido

La conjunción de la atracción de los depósitos, la crisis en los mercados y un ahorro familiar menguante, que obliga a las familias a reembolsar dinero de los fondos para cubrir sus necesidades de liquidez, propició un cierre de 2012 en negativo, con caídas patrimoniales por sexto año consecutivo. Las caídas de esos últimos años han supuesto la pérdida del 51,4% del volumen gestionado por los fondos españoles en 2006.

En 2012, los reembolsos netos fueron de 10.550 millones, según los datos definitivos de Ahorro Corporación, un 8% del patrimonio de cierre de 2011 y una caída en línea con la del año precedente, cuando los reembolsos supusieron el mismo porcentaje. La caída bruta es del 3,62%, con 4.780 millones menos, una mejora sustancial con respecto a las cifras de 2010 y 2011, cuando la industria perdió el 14,5% y 8,9%, respectivamente, de su volumen.

Esa menor caída fue gracias a los mercados, que apoyaron a la industria y sobre todo, a los fondos de renta variable, cuyo patrimonio subió un 8%. En total, los fondos cerraron el año con una revalorización media del 4,53% y en Ahorro Corporación prevén que la buena racha continúe. “En un clima donde se están poniendo las bases para la solución de los desequilibrios en la eurozona, la reducción paulatina de las primas de riesgo permitirá una expansión de los múltiplos de cotización. La reactivación económica debería propiciar, además, una estabilización en las revisiones a la baja de los beneficios empresariales. Por todo ello, esperamos un buen año bursátil para los mercados europeos con posibilidad de sorpresa positiva en el español”, comentan.

Los protagonistas: las grandes pierden patrimonio

El año no ha sido bueno para las grandes entidades, que han perdido de media un 5,5% de su patrimonio, si bien hay grandes diferencias entre ellas. Kutxabank, una de las protagonista del año tras fusionar las gestoras de las cajas vascas, situándose en séptima posición en el top ten de gestoras españolas, por delante de Ibercaja, Ahorro Corporación y Bankinter, lo incrementó en un 6,4%. También ganó patrimonio Banco Sabadell, un 3,1%, gracias a la absorción de los fondos de la CAM. Popular aumentó sus activos en un 2,1%.

Las que más perdieron fueron la gestora de Santander, con una merma de sus activos en fondos del 11%, la de Bankia, con un 13,7% menos, y la de Ahorro Corporación, con un 28% menos de volumen en sus fondos a cierre de 2012. También son las entidades que más cuota pierden, y las únicas en negativo en cuota dentro del top ten.

Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente