Adoptar una estrategia por país o por sector, ¿qué es mejor? Axa IM responde


Hoy en día, seguir un criterio sectorial o por país en un proceso de asignación de activos es una cuestión que se tiene muy en cuenta en la gestión activa de una cartera. Esto es especialmente importante en el caso de las bolsas emergentes, dada la alta volatilidad que suelen caracterizar a estos mercados. Según Axa Investment Managers, “la diversificación que aporta una selección por países todavía resulta más sencilla que la que otorga un proceso de este tipo a nivel sectorial, si bien el gap entre ambas se ha estrechado notablemente”. 

 

En un informe titulado Emerging Markets: countries or sectors? Ask Socrates, los expertos de la firma francesa consideran que la ligera preponderancia que hasta ahora había tenido el país frente a la industria ha ido desapareciendo a lo largo de los últimos años. Aunque la adopción de una u otra estrategia puede llegar a resultar muy importante de cara al inversor cualificado, lo cierto es que –de acuerdo con las simulaciones realizadas- en términos de riesgo ajustado, una asignación por país no proporciona un resultado significativamente más favorable que una por sector.  

 

Así, de acuerdo con los estudios llevados a cabo por parte de la firma gala, en la actualidad los efectos de realizar una asignación por país o sectorial son similares en lo que a los mercados de renta variable emergente se refiere. “De este modo, la decisión sobre qué debe prevalecer en una cartera o cómo debe estar ésta estructurada debe basarse en un profundo análisis sobre la potencial de diversificación que aporte cada estrategia o la habilidad que se tenga para moverse en cada categoría”, indican desde Axa IM. Y es que, “al final, estar familiarizado con el lugar donde existe una ventaja comparativa es un motor importante para generar rendimiento”. 

 

 

 

Puede consultar el informe completo descargándose el siguiente archivo: