Adiós, querido amigo


Ayer se fue José María Barceló, escritor, como Gabo, ingeniero industrial, gestor cultural, y por encima de todo, un hombre bueno y sabio. Si es en este foro dónde ahora le quiero recordar es por que además fue un pionero en los fondos de pensiones. Fue elegido Presidente del Fondo de Ibercaja, y bajo su mandato, además de poner en marcha el fondo de pensiones para los empleados de la entonces caja, consiguió convocar un Congreso de Comisiones de Control de Fondos de Pensiones que tuvo notable repercusión en su momento. Fue un presidente volcado en conseguir lo mejor para sus representados, un presidente inteligente, honesto y capaz.

Le conocí en 1991, yo daba una conferencia en un foro de pensiones, y a raíz de una pregunta suya (que aún recuerdo), establecimos una relación que primero fue profesional y luego, mucho más valiosa, de cariño personal. Mi familia y yo hemos tenido la enorme suerte de disfrutar de su amistad, de su fraternidad durante estos 23 años. Carmen, su esposa, me ha confesado el sentimiento de orfandad con el que se quedan ella y sus hijos, sentimiento que comparto, orfandad que tenemos todos los que, por azares de la vida, nos dedicamos a esto de las pensiones. Y agradecimiento por su tarea de explorador, por los caminos que desbrozó y que nos han permitido a los demás transitar siguiendo sus pasos.

No te olvidaremos.

Lo más leído