Tags: Latam |

Un cambio hacia lo público, el mercado de IPOs en Latinoamérica


Los comercializadores de alta frecuencia también han sido activos en Bovespa, y las firmas de títulos privados de Brasil que buscan registrar compañías de portafolios han tenido una gran dificultad manejando la volatilidad en los últimos años. Hay alrededor de 500 acciones transadas en Bovespa, pero 12 acciones de gran capitalización representan más del 80%.

Esto tiene un impacto claro sobre las de baja capitalización ya que el comercio está concentrado en un pequeño número de acciones, y los inversionistas que compran acciones en Brasil son generalmente grandes fondos offshore que toman posiciones de tamaño considerable. 

La concentración de las acciones en pocas manos crea anomalías en los precios debido a que la decisión de vender puede crear dramáticos fluctuaciones de peso. Piero Minardi de Gavea Investimentos describió este escenario.

“El precio de oferta en el medio del rango era de $16/acción y rebasó tres veces la cantidad ofrecida, pero a mitad de septiembre la acción tuvo un fuerte descenso, coincidiendo con la profundización de la crisis y con la necesidad de un inversionista de vender el 100% de sus posiciones para cubrir pérdidas en otras partes. Desde su fondo después de la liquidación hace dos semanas, las acciones subieron 25%. Este es un ejemplo –hay muchas otras en la misma situación- de cómo sufren de iliquidez las acciones de baja capitalización.

En Chile, los fondos de pensiones y las compañías de seguros proveen de liquidez a la bolsa de valores, haciendo de ésta uno de los mercados accionarios más profundos de Latinoamérica y una opción atractiva para firmas locales de acciones privadas. En junio, Linzor Capital recaudó 234 millones de dólares por la IPO de la compañía de salud Cruz Blanca Salud, con el 84% de la caja para los inversionistas locales.

Tim Purcell de Linzor dijo: “La IPO de Cruz Blanca rebasó seis veces la cantidad ofrecida, lo que refleja qué tan profundo es ese mercado y lo atractivo de la acción. La volatilidad reciente hace que una IPO en el mercado accionario chileno sea un mayor reto, pero una vez que los mercados se estabilicen, estoy seguro de que el mercado se abrirá de nuevo".

Las firmas latinoamericanas de acciones privadas también están escogiendo inversionistas minoristas locales para IPOs en mercados como Colombia y México. Patricio D’Apice de Access SEAF en Colombia recordó que la firma planea registrar en la bolsa de valores colombiana a Bodytech, una cadena de gimnasios con sedes en Colombia y Perú,  en algún momento del año 2012. La estrategia es apalancar la acción de marca que la firma ha construido entre sus miles de clientes para recaudar capital de inversionistas minoristas de la región Andina.

Nexxus Capital registró su cadena de gimnasios, Sports World, en la bolsa de valores de México en 2010. En 2009, Nexxus realizó una IPO para Genomma Labs.

Las compañías latinoamericanas respaldadas por firmas de acciones privadas también están fijándose en inversionistas globales registrando en bolsas internacionales, y en la medida en que las IPOs de compañías estadounidenses siguen decayendo, NASDAQ y NYSE están comercializando activamente en economías emergentes.

La IPO de Blockbuster Latinoamérica en 2011 en NYSE fue de 1,25 billones de dólares para Arcos Dorados, la franquicia regional de McDonalds. Arcos fue respaldada por Victoria Capital Partners, Capital International y Gavea.

Pero en la Latinoamérica de 2011, cuando todos los negocios internacionales están buscando un ancla en la región, el asunto es, ¿es pertinente utilizar IPOs? Varios managers comentaron que habían obviado la ruta de la IPO para vender a compradores estratégicos porque los múltiples habían sido muy atractivos.

Sidney Chameh de DGF Investimentos originalmente consideró registrar la compañía de soluciones de software Mastersaf en Bovespa Mais, el segmento medio de la bolsa de Brasil, pero en abril vendió Mastersaf a Thomson Reuters.

 

Lo más leído

Próximos eventos