Tiempos propicios para el long/short: el DNCA Invest Miuri como alternativa


Comienzos de año como el que hemos tenido en los mercados ponen de nuevo sobre la mesa algunos estilos de inversión alternativos. Es el caso de la gestión long/short de renta variable que, tras estar un tiempo en segundo plano en muchas carteras inmersas hasta hace poco en la vorágine alcista que parecía no tener fin (menos en España), vuelve a recobrar protagonismo gracias a su capacidad de apaciguar nervios y ofrecer expectativas de rentabilidad. Éstas, en muchas ocasiones, tienden a sobredimensionarse por parte de gestoras y distribuidores, creando una ilusión de retorno que con frecuencia se ve defraudada.

Dentro del long/short, si hay una técnica desagradecida de gestionar, ésa es la que tiende a orientar la cartera hacia la neutralidad en la exposición a mercado (market neutral). Nunca es sencillo identificar los valores o índices que van a subir pero todavía es más complejo discernir cuáles van a caer o van a ir peor que aquéllos que se han comprado. Teniendo la mitad de la cartera comprada y la otra mitad vendida se acostumbra a limitar el downside, pero capturar el upside es más complicado. De ahí que me llame poderosamente la atención el hecho de identificar vehículos de inversión con categoría UCIT (máxima exposición del 200%) que encuentren alpha de manera recurrente comprando/vendiendo acciones o índices. Entre los que han mostrado consistencia en conseguir lo anterior está Miuri de la gestora DNCA (grupo Natixis).

DNCA Invest Miuri tiene un objetivo interno de rentabilidad del 4/5% (realizado 6,56% a 3 años) con una volatilidad inferior al 5% (realizada 3,36% a 3 años). Las posiciones largas son vía acciones y las cortas vía futuros sobre índices o CFD para sectores. La toma de decisiones parte del análisis fundamental que se traduce en la elección de 40-50 valores europeos, en su mayoría large-mid caps. Aunque la exposición neta puede moverse en un rango de +/-30%, la media desde su creación (hace 5 años) ha sido del 14% y no ha estado en negativo hasta ahora.

Siempre digo que en España hay pocos inversores y muchos ahorradores. Por ello, contar con activos que ayuden a descorrelacionar una cartera tanto con el comportamiento de la renta variable como con el del mercado de bonos, es hoy especialmente valioso. Tanto que, si esto no cambia mucho, 2016 puede ser el año de los cierres de fondos de tipo long/short. Los que sigan funcionando, claro.

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos