Steve Cordell rota la cartera del Schroder ISF European Opportunities: el momento de las cíclicas ha llegado


Steve Cordell empezó a gestionar acciones europeas en Cazenove en 2002. Pasó a formar parte de Schroders en 2013, cuando la entidad fue adquirida por la gestora para la que hoy trabaja. La estrategia de la que actualmente es responsable fue creada en 2003, entonces bajo el nombre de Cazenove Pan Europe. Tras el proceso de integración el fondo pasó a denominarse Schroder ISF European Opportunities. Cambio de nombre que no afectó a la filosofía del fondo, que se preserva como una estrategia que combina una visión top down que Cordell gestiona al ritmo que marca el ciclo económico con un enfoque bottom up. Su enfoque parte de una premisa: en periodos de recuperación y expansión económica, las compañías cíclicas guardan una correlación positiva con la actividad, por lo que es momento de sobreponderarlas en la cartera. Y lo mismo al revés. La correlación entre las empresas defensivas y el ciclo es negativa, por lo que solo las sobreponderan en periodos de desaceleración o recesión económica.

El análisis macroeconómico juega un papel determinante, aunque para Cordell tan importante como esto es anticiparse a los cambios del ciclo. El gestor explica que el éxito de la estrategia radica precisamente en adelantarse a los cambios del ciclo, ya que es justo en ese momento cuando se empiezan a producir las revisiones de los beneficios y, en consecuencia, la reevaluación del precio de las acciones. “Buscamos cambios en el apetito por el riesgo, centrándonos sobre todo en localizar rápidamente los puntos de inflexión en la revisión de beneficios. Para ello nos apoyamos en distintos indicadores que marcan cuál es el rumbo de la actividad (índice PMI manufacturero, datos de confianza del consumidor, cifras de empleo…). Actualmente, estamos apreciando dinámicas muy interesantes en Europa. Hemos visto una significativa recuperación en los últimos meses que ratifican que la recuperación europea está en marcha”, asegura.

Ese es el motivo por el que a lo largo de los últimos meses Cordell ha ido virando su estrategia. A finales de 2014 vendía ciertas posiciones cíclicas, lo que le llevaba a infraponderar consumo, compañías industriales y materias primas. Hoy la estrategia es muy diferente. “Europa ofrece un valor razonable, pero en estos momentos no estamos dispuestos a pagar una prima por invertir en valores bond-proxy que se han beneficiado del entorno de dudas sobre el crecimiento económico en la región. Es más momento del value y de apostar por compañías de mediana capitalización. Nos gusta el sector financiero, consumo cíclico, empresas de crecimiento e industriales. Son nuestras principales apuestas sectoriales”, revela el responsable de la estrategia.

A nivel geográfico, la principal sobreponderación a finales del año pasado era Reino Unido, mercado al que ya no sobrepondera, sino que infrapondera, al igual que Alemania. “Preferimos los periféricos frente a los países del núcleo de Europa”. En términos generales, Cordell suele apostar por aquellos mercados en los que las expectativas económicas parten de niveles muy deprimidos y existe un mayor margen para asistir a sorpresas positivas. Ese es el principal motivo que, actualmente, le empuja a sobreponderar en la cartera países como España, Francia o Italia, su gran apuesta. “Sobreponderamos aquellos mercados donde la recuperación económica está en una fase más temprana. Italia ha sido la economía más débil y está empezando a recuperarse. Además, en estos momentos es el mercado más barato de Occidente”, asevera.

A su juicio, Italia representa una gran combinación en la que se puede encontrar mucho valor, bajas expectativas y una economía que se encuentra en una fase inicial del ciclo. “Está en el mismo lugar en el que estaba España hace dos años. Es una gran oportunidad porque el mercado no ha puesto en precio el crecimiento del país y, por lo tanto, no estás pagando una prima por invertir en él. La recuperación registrada por la bolsa italiana hasta ahora ha sido nada en comparación con el potencial que ofrece. Italia y Francia han sido la parte más débil de Europa en términos de crecimiento. También sobreponderamos España, aunque se encuentra en una fase más avanzada con un crecimiento económico anualizado que ya es del 3%”. En este sentido, el gestor considera que la subida de las tires de los bonos en Europa ha sido motivada por mayores expectativas de crecimiento económico. 

Los indicadores macroeconómicos invitan a Cordell a pensar en una aceleración del crecimiento económico en Europa durante los próximos nueve meses. Esa visión le hace ser muy positivo sobre el sector financiero. “Los bancos es el lugar idóneo para jugar la recuperación de las economías domésticas. Son entidades que se financian a corto y prestan a largo. El entorno de mercado actual les es muy favorable. El sector está viendo aumentar sus beneficios y el crédito vuelve a fluir. Por primera vez en los últimos cuatro años estamos viendo crecimiento de los préstamos bancarios en Europa. Es plausible que el crédito crezca a un ritmo de entre el 3% y el 4% durante los próximos años. Esto es muy importante teniendo en cuenta que la escasez de crédito ha sido el principal lastre para el crecimiento de Europa durante los últimos años”, afirma.

Ahora la situación parece ser muy diferente. La debilidad del euro favorece las exportaciones y la caída del petróleo revitaliza el consumo, donde ya se empiezan a atisbar una recuperación de la demanda doméstica y menores cifras de desempleo. “La mejora de la confianza del consumidor también beneficiará a sectores como el industrial”, explica. Donde no parecen estar mejorando las cosas es en Grecia, donde la situación no se aclara. “Vamos a hablar de Grecia durante muchos meses e incluso años más. Cuando se va a ninguna parte, hay que cambiar la dirección. El país no reconoce que tiene que hacer cambios radicales y esto está conduciendo a la frustración de la ciudadanía. No me sorprendería si en Grecia hubiese dentro de seis meses un nuevo Gobierno. De cara a los ciudadanos, nada ha cambiado y esto es frustrante”, concluye el experto.

Profesionales
Empresas

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos