Tags: Latam |

Skandia: de vuelta a la renta variable


La siguiente tabla resume la visión de SIG para el mes de septiembre:

 

Very Positive

Positive

Neutral

Negative

Very Negative

Top down

 

Equities, Cash

 

Bonds

 

Equity regions

Emerging Asia

Emerging EMEA, Latam, Japan

 

UK, Europe ex UK, Developed Asia Pacific

US

Bond sectors

Investment Grade

 

High Yield, Index-linked

EMD

 

Government

Currency

Emerging currencies

Commodity currencies, GBP

USD, Euro SEK

Yen, CHF

 

Alternatives

 

Commodities, Property

 

 

 

 

Prefieren los mercados emergentes a los mercados desarrollados
 
SIG sigue prefiriendo los mercados emergentes sobre los mercados desarrollados. Mientras que las economías desarrolladas y emergentes se han comportado más o menos en línea en los últimos meses, los mercados emergentes podrían comportarse mejor a finales de año si la inflación cae en la mayoría de las economías emergentes. Las economías desarrolladas están luchando para generar un crecimiento suficiente para reducir los déficits y las tasas de desempleo, mientras que la mayoría de las economías emergentes están creciendo en línea con los objetivos del gobierno y a un ritmo mucho más rápido que las economías desarrolladas.

Recesión mundial poco probable

En SIG esperan que Europa y Estados Unidos eviten la recesión, a pesar de que su crecimiento será probablemente débil. Aunque la mayoría de los datos económicos americanos fueron peores de lo esperado, no fueron malos en general, y no sugieren que la economía entre en recesión, con el gasto del consumidor aumentando a un ritmo fuerte en julio, ayudado por los menores precios de la gasolina.

En la zona euro, la economía creció apenas un 0,2% en el segundo trimestre de 2011, una desaceleración sustancial desde el 0.8% del trimestre anterior. Alemania creció tan solo un 0,1%, mientras que Francia se estancó. Los índices de gerentes de compra (PMI) de la región sugieren que el lento crecimiento continuará, aunque no dieron señales de recesión.

James Millard, CEO de SIG, comenta: "Las fuertes caídas en los mercados de renta variable dejan a las acciones muy baratas en comparación con la liquidez y los bonos, y creemos que esto con el tiempo fomentará cambios en las carteras hacia la renta variable. Además, creemos que la probabilidad de una nueva recesión es baja y esperamos que los bajos tipos de interés compensen algunos de los vientos en contra a los que se enfrentan los mercados y las economías. Con los rendimientos de los bonos casi en mínimos históricos, mantenemos nuestra exposición infraponderada”.

"Somos conscientes de que los riesgos de nuestro punto de vista son más altos de lo normal. Si bien reconocemos que las perspectivas de la economía mundial se han debilitado en las últimas semanas, pensamos que las compañías seguirán generando un sólido crecimiento de los beneficios y que esto, junto con bajas tasas de interés y valoraciones favorables, impulsarán los mercados de renta variable”.

 

Lo más leído

Próximos eventos