Selinca trae a España a Evli: quién es y qué estrategias aporta esta nueva gestora


Selinca, firma dedicada a comercializar fondos de inversión de un nutrido grupo de gestoras internacionales, ha traído a España a una nueva entidad: Evli Fund Management. Se trata de una gestora nórdica, perteneciente a un banco privado finlandés que desde diciembre del año pasado cotiza en el Nasdaq. El banco fue creado en 1985 y la gestora cuatro años después. A partir de entonces tanto su patrimonio como su gama de producto han ido creciendo. Hoy gestiona más de 5.000 millones de euros y comercializa 27 fondos de inversión tanto de renta variable como de renta fija. Los más importantes –cuatro en total- se gestionan bajo una misma filosofía bottom-up, centrado en el control del riesgo. Una de las estrategias más populares es el Evli Europe Fund, producto de bolsa europea con cuatro estrellas Morningstar, con aproximadamente 700 millones de euros en activos bajo gestión. El fondo fue lanzado en el año 2000, aunque la filosofía que sigue actualmente arrancó en abril de 2010. 

Gestionado por Hans-Kristian Sjöholm y Wilhelm Bruun a partir de un estilo de análisis fundamental, el objetivo es crear una cartera concentrada (como mínimo invierten en 20 valores; actualmente hay 44) con compañías que consideren ofrezcan buena cobertura de su deuda, estén baratas y tengan flujos de caja consistentes (para lo que se fijan en su estabilidad, tendencia y riesgos). Los gestores no se dejan influir por informes externos o los equipos directivos de las empresas. Su estilo se centra en sacar sus propias conclusiones a partir del análisis de la letra pequeña de los balances financieros de las compañías. Es una estrategia que no cubre el riesgo divisa y que centra su universo de inversión en todo el rango de capitalizadas, si bien no suelen estar presentes en valores de gran tamaño. De hecho, la cartera se concentra en small y mid caps, por lo que dan una gran importancia a la liquidez de la acción. La rentabilidad anualizada del fondo a tres años es del 15%, frente al 8,1% del MSCI Europe.

La segunda estrategia es el Evli Short Corporate Bond, fondo de renta fija corporativa corto plazo con cuatro estrellas Morningstar y más de 600 millones de patrimonio. Fue lanzado en mayo de 2012 y, en este periodo, ha conseguido posicionarse como el quinto mejor de su categoría. Está gestionado por Juhamatti Pukka, cuyo objetivo es generar una rentabilidad superior al mercado monetario con menor volatilidad que la deuda corporativa. El fondo es agnóstico frente a su benchmark y puede invertir tanto en emisiones con grado de inversión como high yield. También destinar el 20% de la cartera a activos sin rating oficial. Son ellos los que elaboran sus propios ratings internos. Tienen limitada la exposición máxima por sector, en este caso al 25%. Habitualmente, la cartera está formada por entre 60 y 90 emisiones, fundamentalmente de bonos con vencimientos inferiores a los cinco años, aunque el 10% de la cartera puede estar en emisiones a más largo plazo (hasta 8 años). El rating medio de la cartera es B-. El peso de cada emisión no puede superar el 4% y tienen en cuenta criterios ESG.

Las otras dos estrategias más populares de Evli también son fondos de renta fija –el Evli Corporate Bond y el Evli European High Yield-, ambos gestionados por Mikael Lundström, quien en 2014 estuvo nominado al premio Morningstar como mejor gestor europeo. El primero es un fondo de renta fija corporativa con cuatro estrellas Morningstar lanzado en 1999. El 75% suele estar invertido en deuda con grado de inversión y el 25% en high yield, aunque el peso de los bonos de alto rendimiento puede llegar al 40% (el equipo presume de tener un gran expertise en capturar los rising stars, compañías high yield que son elevadas de categoría). La calificación media de la cartera es de BBB-, pudiendo exponer el 20% a activos sin rating. Hoy, la duración de la cartera es de tres años y la horquilla de emisiones en las que invierten se mueve entre las 80 y las 100. En el proceso de análisis de una compañía se fijan en que tenga flujos de caja sólidos, bajo apalancamiento y elevada cobertura de la deuda. El patrimonio del fondo alcanza los 270 millones.

El Evli European High Yield, por su parte, también tiene cuatro estrellas Morningstar, si bien su tamaño es mayor (actualmente mantiene 800 millones de euros en activos). Al igual que el anterior, el fondo es primer cuartil a uno, tres y diez años. Fue lanzado en marzo de 2001 y también está gestionado por Lundström, quien invierte fundamentalmente en emisiones en euros. Las que no están denominadas en esta divisa, las cubren. En el proceso de selección, el gestor presta especial atención a los flujos de caja de una compañía, sobre todo en que estos sean consistentes. Como máximo, solo tres emisiones pueden ocupar más del 4% de la cartera, si bien su peso nunca puede superar el 6%. La parte que reservan en liquidez suele moverse entre el 2 y el 4%. En términos de duración, esta estrategia europea de deuda de alto rendimiento puede moverse tres años por encima o por debajo del índice de referencia (actualmente la duración es de 3,8 años). Los tres fondos de renta fija mencionados tienen en cuenta criterios ESG.

 

 

 

Empresas

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos