Tags: ETF | ISR |

¿Se pueden obtener rendimientos de una manera sostenible?


TRIBUNA de Pedro Coelho, director de UBS ETF Spain. Comentario patrocinado por UBS AM.

Llevar una vida de acuerdo a unos principios sostenibles es cada vez más importante para muchos sectores de la sociedad, entre ellos se incluye también el de la inversión. Diversos estudios muestran que invertir aplicando estos filtros no perjudica a los rendimientos sino que además permite tener un impacto positivo en la sociedad.

De esta manera, la inversión socialmente responsable busca participar en empresas que se encuentren alineadas con esta filosofía, según tres objetivos principales: medioambiental, social y gobierno corporativo (ESG por sus siglas en inglés). Respecto al primer objetivo, se buscan compañías no contaminantes que respeten criterios medioambientales. En el aspecto social, una de las principales cuestiones es si todas las empresas o gobiernos que forman parte de la cartera respetan los Derechos Humanos. Los filtros de impacto ESG consideran una serie de factores para responder a esta y a otras preguntas de manera convincente. En cuanto al gobierno corporativo, la monitorización sistemática asegura que la cartera sólo incluya empresas que respeten su independencia y que sean transparentes.

La evolución de los mercados habla por sí misma sobre la implantación de los criterios ESG en el mundo de las finanzas: la inversión socialmente responsable (ISR) no es una tendencia temporal, sino que forma parte de una mentalidad cada vez más orientada al futuro. La ISR ofrece rendimientos tan altos como las inversiones convencionales, lo que ha quedado demostrado por datos empíricos. Tampoco hay evidencias de que los inversores tengan que asumir un menor rendimiento y un mayor riesgo. En determinadas circunstancias, los rendimientos ajustados al riesgo son superiores frente a las carteras convencionales.

Estas son algunas de las conclusiones que extrajo un estudio de UBS ETF tras analizar carteras ISR de acciones y bonos de diferentes regiones. Los datos se monitorizaron cada día entre octubre de 2007 y marzo de 2016, un periodo durante el cual se produjeron una serie de  fuertes correcciones en el mercado, desde la crisis financiera de 2008 hasta los efectos de la intervención masiva de los bancos centrales en el mercado de bonos, pasando por la crisis de deuda europea. Los resultados muestran que, de media, los rendimientos de las carteras con filtro ISR fueron mayores que los de las carteras sin filtro. También proporcionó una prueba de resistencia tanto para las carteras convencionales como para las carteras socialmente responsables.

El éxito de la inversión socialmente responsable radica en la transparencia. Esta también es una de las razones clave por la que los ETF sostenibles han ganado popularidad en los últimos años, ya que representan estos principios mejor que ningún otro producto. Esto puede explicarse de forma sencilla a partir de los índices de MSCI, el proveedor de índices más importante del mundo, que crea sus índices ISR a partir del universo de los índices globales MSCI World, filtrando aquellas empresas que mejor encajan con los criterios ESG a través de un proceso en tres etapas. En la primera se eliminan las compañías de sectores controvertidos, como el tabaco o la industria armamentística. En la segunda fase, las empresas son calificadas según sus riesgos y oportunidades, evaluando distintos riesgos materiales ESG por sectores. En la tercera etapa, se examina finalmente si una empresa está sujeta a alguna controversia y si cumple las normas y principios internacionales. Además, los índices MSCI ponderan los valores según su peso en el mercado, con el objetivo de mantener la diversificación por países y sectores. De esta forma, se garantiza que sólo se incluyen compañías sostenibles y se mantiene una elevada diversificación.

Empresas

Lo más leído

Próximos eventos