Tags: Latam |

Renta fija: las apuestas de los responsables de las gestoras internacionales en Latam para invertir en 2016


Los fondos de renta fija global flexible son las estrategias que las gestoras creen que tienen más sentido para afrontar el 2016. Así lo revela una encuesta de Funds People entre los máximos responsables para Latinoamérica de diez entidades extranjeras. El objetivo es conocer cuál es la principal recomendación de las casas para invertir en renta fija el próximo año. En esta ocasión, los resultados del sondeo muestran que la mitad de los encuestados señalan a un producto de renta fija global como primera opción para invertir en 2016. Dentro de los que señalan esta categoría, existen matices en cuanto al tipo de producto que recomiendan. Algunos optan por productos que permitan realizar una asignación flexible en los distintos segmentos de mercado de renta fija (incluyendo divisas), mientras que otros optan por productos de retorno total o estrategias de retorno absoluto para encarar el 2016. Siguiendo un orden alfabético, los responsables para Latinoamérica de las gestoras internacionales revelan cuál es su fondo de renta fija estrella para el próximo año y los motivos que les han llevado a realizar su elección.

Iván Pascual considera que la mejor opción en renta fija para el próximo año es apostar por un producto flexible. El responsable del negocio de distribución de wealth de BlackRock para Latinoamérica e Iberia señala concretamente el BGF Fixed Income Global Opportunities (FIGO), producto de renta fija flexible con sesgo global que genera retornos ajustados por riesgo consistentes y atractivos en los distintos escenarios de mercado. Según explica, el fondo invierte en fuentes diversificadas de alfa dentro del espectro de renta fija, produciendo retornos menos correlacionados con los índices tradicionales de esta clase de activo y ofreciendo protección ante eventos extremos de riesgo y volatilidad".

La gran apuesta en renta fija de Pablo Anabitarte para el próximo año es una estrategia de renta fija emergente, concretamente el FF Emerging Markets Debt Fund. El director de desarrollo de negocio de Fidelity para el mercado latinoamericano explica que el fondo invierte principalmente en deuda soberana de mercados emergentes denominada en dólares, aunque tiene flexibilidad hacerlo también en deuda corporativa de dichos mercados denominada en la divisa local para añadir rentabilidad. "El gestor piensa que 2016 seguirá planteando muchos desafíos por el bajo crecimiento de muchos de estos países y el temor de muchos inversores a que sigan subiendo sus niveles de deuda, pero aún así la deuda emergente sigue ofreciendo yields atractivos en un  mundo de bajos tipos de interés, así como beneficios derivados de la diversificación de las inversiones en renta fija tradicionales".

La gran apuesta para el año que viene de Lucía Catalán, responsable de Goldman Sachs AM para Iberia y Latinoamérica, es el GS Global Strategic Macro Bond. El objetivo de este fondo es obtener una rentabilidad anualizada del 4% a 7% con volatilidad media a través de una combinación de seis sub estrategias de valor relativo dentro del universo de la renta fija y divisas. "Destaca como ventaja principal del fondo su beneficio como herramienta de diversificación dentro de la renta fija, al no tener exposición al crédito. Muchos de nuestros clientes presentan una exposición considerable a la deuda corporativa y buscan soluciones menos centradas en este sector. El fondo es la versión UCITS de un hedge fund con una estrategia muy similar con 14 años de track record. El fondo está teniendo un buen comportamiento en el 2015, lo que demuestra su capacidad de obtener alfa en diversos entornos de mercado".

El producto de renta fija que señala Íñigo Escudero como mejor opción para 2016 es el Invesco Global High Income Fund. Según explica el responsable de Invesco para Iberia y Latinoamérica, se trata de un fondo que invierte en renta fija, principalmente en high yield y tácticamente en bonos de mercados emergentes.
"El objetivo del equipo gestor es generar un nivel de renta atractivo mediante la gestión activa, invirtiendo en un amplio espectro de estas clases de activo. En la parte high yield invierte principalmente en EE.UU. aunque también puede invertir a nivel global. En la parte de deuda emergente, puede tomar posiciones en bonos de gobierno tanto a hard currency como local currency, además de bonos corporativos investment grade. La estrategia combina el análisis top-down tanto a nivel de país como sectorial con un riguroso análisis bottom-up del crédito y de los bonos gubernamentales. El proceso de selección de valores es muy riguroso y prima la diversificación tanto a nivel de cartera como de emisores: el fondo cuenta con un mínimo de 250 posiciones en cartera de más de 150 emisores diferentes. Las principales posiciones se sitúan en bonos con calificación crediticia BB.
El fondo es gestionado por un equipo con una experiencia media de 15 años en la industria, liderado por Joseph Portera, jefe del equipo de Global High Income de Invesco".

"La subida de tipos por parte de la Fed parece inminente… Finalmente. Y aunque es cierto que ésta posiblemente sea la subida de tipos más anticipada –y comunicada– de la historia, el cambio de ciclo monetario tendrá un impacto en todas las clases de activo", asegura Ignacio Rodríguez Añino. Según el responsable de M&G Investments para España, Portugal y América Latina, los inversores en renta fija se enfrentan posiblemente al reto más claro, ya que después de haberse beneficiado del descenso de las TIR y del estrechamiento de los diferenciales, la búsqueda de rentabilidades se hará ahora más exhaustiva. En su opinión, un nuevo ciclo monetario reclama el uso de nuevas herramientas. "Nuestra apuesta ante este escenario es el M&G Global Floating Rate High Yield Fund, gestionado por James Tomlins. Los bonos flotantes high yield ofrecen una combinación excepcional de características para los inversores en deuda, centrada en la exposición a los diferenciales de crédito unida a un riesgo de tipos de interés sustancialmente más bajo. De esta manera, el fondo no es solo capaz de mitigar el obstáculo potencial de mayores tipos de interés, sino también de beneficiarse de la próxima fase del ciclo de política monetaria", explica.

El fondo de renta fija que Jaime Rodríguez Pato, director general para Iberia y Latinoamérica de NN Investment Partners, considera más interesante de cara a 2016 es el NN (L) Flex Senior Loans Fund. "Se trata de un fondo que invierte en préstamos bancarios a empresas en EE.UU con calidad crediticia inferior a grado de inversión pero que, a diferencia de los bonos high yield, tienen categoría senior y secured, esto es, que están colateralizados por los activos de la empresa. Pero quizá la característica que los hacen más interesantes ahora es que estos préstamos están referenciados a tipo flotante – con un atractivo diferencial medio que ronda entre los 250 y 500 pbs – sobre US Dólar Libor (1-3 meses), por lo que (i) su duración es ultracorta y (ii) son la única clase de activos en renta fija que se benefician de la subida de tipos que está siendo ejecutada por la Fed. Además, la gestión activa proporciona una adecuada diversificación y una correcta selección de empresas y  sectores. Importante señalar que es un fondo puro de Préstamos Sindicados, no invertimos en emisiones de deuda high yield".

A Sophie del Campo, directora general de Natixis Global AM para Iberia, Latinoamérica y EE.UU offshore, le parece muy atractivo el binomio rentabilidad/riesgo que muestra el high yield, en un momento en el que es cada vez más difícil encontrar oportunidades de inversión en renta fija. Sin embargo, considera que hay que tener especial cuidado en la elección de los fondos para no asumir un riesgo excesivo. Su apuesta para 2016 es el Natixis Short Term Global High Income, producto que invierte principalmente en bonos de alto rendimiento de emisores domiciliados en países de la OCDE. "Busca tener duraciones medias de dos años o inferiores y mantiene una TIR muy atractiva. El fondo está denominado en dólares, pero no tiene riesgo de cambio al estar la parte en euros cubierta. El equipo gestor está liderado por Philippe Berthelot, jefe de crédito de NAM (23 años de experiencia) y apoyado por 21 analistas de crédito, localizados en EEUU, Europa y Asia. Un punto diferencial es que el fondo busca tener un 50% EEUU/ 50% Europa para evitar los riesgos derivados del High Yield americano, que se caracteriza por tener un mayor peso del sector energético, así como emisiones de peor calidad (CCC). Además el enfoque bottom-up, así como la granularidad (gran número de emisores) permiten que el fondo sea capaz de conseguir rentabilidad atractiva y un extra de protección ante algún posible default".

La elección para 2016 de Laura Donzella, responsable de Ventas de Nordea para Iberia y Latinoamérica, es el Nordea 1 – Flexible Fixed Income Fund.
Según explica, el entorno de bajas rentabilidades y las altas valoraciones en buena parte del universo de la renta fija presentan un reto para las carteras de bonos tradicionales. "El Nordea 1 – Flexible Fixed Income Fund ofrece a los inversores una herramienta verdaderamente global, flexible y sin ataduras, que combina las inversiones en crédito, duración y divisas, de manera de que se compensen unas a otras en entornos volátiles, obteniendo una rentabilidad ajustada al riesgo muy atractiva".

"Los bonos de países desarrollados, cuyos niveles de endeudamiento son muy altos, pagan muy poco y esperamos subidas de tipos interés de la Reserva Federal. Así que 2016 va a ser un año muy volátil en renta fija y hay que buscar estrategias dinámicas para la parte conservadora de la cartera", asegura Gonzalo Rengifo. Para ahorradores que buscan conservar patrimonio, aún con rentabilidad limitada, la alternativa que propone el director general de Pictet AM para Iberia y Latinoamérica es retorno absoluto en renta fija de manera flexible y diversificada. En consecuencia, señala como su primera opción el Pictet Absolute Return Fixed Income. "Mediante igual contribución de tipos de interés, diferenciales de crédito y divisas, el fondo invierte en una extensa gama de mercados y activos, sin depender de previsiones ni índices".

La gran apuesta en renta fija para 2016 de José Castellano, director general de Iberia, Latinoamérica y Norteamérica Offshore de Pioneer Investments, es el Pioneer Funds - US Dollar Aggregate. Se trata de un fondo de renta fija flexible de Estados Unidos, con un patrimonio superior a 2.000 millones de euros y cinco estrellas Morningstar. “Puede obtener rentabilidades más altas que un fondo típico que invierta en deuda con grado de inversión por su universo de inversión y flexibilidad. Puede invertir en soberanos, crédito, high yield, mortgages, convertibles y loans sintéticos. El producto está gestionado por Ken Taubes y Charles Melchreit”, afirma el responsable. Castellano recuerda que Pioneer Investments ha sido galardonado como Mejor Gestora a nivel global por Global Investor Magazine por segundo año consecutivo.

Profesionales
Empresas

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos