Tags: Latam |

Qué sectores presentan las perspectivas más prometedoras


La renta variable europea y otros mercados desarrollados han experimentado un marcado repunte en los últimos 18 meses, gracias a la disminución de los riesgos de ruptura de la zona del euro. En un momento en el que los temores parecen remitir, los inversores han reconocido que muchas empresas europeas han sufrido un castigo exagerado, ya que se vieron lastradas por el lugar donde estaban domiciliadas, en vez de atender a cualquier debilidad que pudieran presentar sus fundamentales.

Preocupaciones sobre los mercados emergentes

Irónicamente, Europa también se ha visto beneficiada por los problemas de algunos mercados emergentes, de los que tanto se ha hablado. El crecimiento en países como Brasil ha menguado y el de China también se está ralentizando. Los inversores se han dado cuenta de que obtener rentabilidad directamente de los países emergentes será mucho más complicado en el futuro. Los mercados de renta variable de muchas economías emergentes se han visto impulsados por la demanda de las materias primas que estos países pueden ofrecer. No obstante, a medida que el crecimiento se ralentiza y la demanda se debilita, la renta variable podría tener problemas.

Durante los últimos meses, las drásticas devaluaciones de las divisas de países como Argentina y Turquía han reforzado esta idea. Desde que la Reserva Federal estadounidense emprendiera el camino hacia una política monetaria más normalizada, el llamado «dinero caliente» (dinero trasladado de un país a otro para sacar partido de las fluctuaciones de los tipos de cambio) ha vuelto a Estados Unidos en previsión de unos tipos de interés más elevados.

Perspectivas de crecimiento estable

La renta variable europea se enfrenta a algunos obstáculos, entre los que destacan la incertidumbre política y el efecto potencial de los problemas de financiación a corto plazo en algunos países en vías de desarrollo, pero, en conjunto, el contexto es favorable.

Aunque los precios de las acciones han aumentado desde el verano de 2012, las valoraciones siguen siendo razonables y las empresas cuentan con una gran cantidad de efectivo en sus balances. Así, aunque a corto plazo haya una pequeña pausa, sigue habiendo un buen argumento de inversión a medio plazo en el caso de aquellas empresas europeas capaces de demostrar su capacidad de fijación de precios y una demanda creciente tanto en sus mercados nacionales como en el ámbito internacional.

Ante la actual coyuntura de percepciones cambiantes, muchas empresas europeas han seguido registrando un buen comportamiento gracias a sus operaciones en países tanto desarrollados como en vías de desarrollo.

Atención sanitaria

A pesar de que muchas áreas del sector de la salud se han visto notablemente afectadas por recortes o congelaciones de los precios, las empresas que producen productos con insulina han conseguido aumentar los precios en gran medida, especialmente en Estados Unidos. Desde una perspectiva comercial, la demanda de insulina es estable y regular y los tratamientos duran muchos años. Asimismo, los pacientes tienden a ser fieles a la marca a la que están más acostumbrados; algo parecido a lo que ocurre con los modelos de negocio de las empresas que fabrican cuchillas de afeitar.

Los hábitos de alimentación modernos están conduciendo al rápido aumento de los casos de diabetes, en los países tanto desarrollados como en vías de desarrollo, pero su tratamiento está dominado por tan sólo tres empresas: Novo Nordisk de Dinamarca, Sanofi de Francia y Eli Lilly de Estados Unidos. Novo Nordisk es el líder mundial en tratamientos para la diabetes, con una cuota del 27 % del mercado del tratamiento de la diabetes y del 48 % en el mercado de la insulina. Esta empresa también cuenta con la cartera más prometedora, con diferencia, de nuevos tratamientos para la diabetes.

Componentes de automóviles

Aunque la popularidad de los coches alemanes de gama alta entre las clases medias emergentes y los burócratas chinos está bastante consolidada, es menos sabido que algunas de las empresas que fabrican las piezas clave para los motores generan rentabilidades considerablemente mejores a las de los fabricantes de automóviles. A medida que la regulación y la creciente competencia están obligando a los fabricantes de coches a reducir el peso de los vehículos y mejorar su seguridad y eficiencia en materia de consumo de combustible, el equilibrio de poder comienza a inclinarse hacia proveedores como Continental, que ha usado el flujo de caja proveniente de su negocio de neumáticos para iniciar una división de componentes de prácticamente el mismo tamaño.

En este segmento, el atractivo para los inversores es que los europeos son líderes en algunas áreas especializadas de tecnología de motores, y la base de proveedores está mucho más consolidada que en el caso del sector de la fabricación de automóviles. Además, mejorar la eficiencia en materia de consumo de combustible a menudo implica combinar la ingeniería tradicional con electrónica y software, algo que facilita la protección, e incluso la mejora, de los márgenes de beneficio, dado que permiten sacar partido de la deflación contando con subcontratistas de productos electrónicos. Continental comenzó la crisis con un endeudamiento excesivo, pero ha salido de ella más fuerte que nunca.

Sector editorial

Las publicaciones académicas también han salido ilesas de la crisis, a pesar de las preocupaciones sobre el peligro letal que Internet suponía para su modelo. El líder mundial de este sector es Reed Elsevier, una casa editorial especializada en publicaciones científicas y médicas, que ha migrado del papel al formato digital en las últimas dos décadas y ahora es uno de los proveedores de información profesional más importantes del mundo. Reed Elsevier se beneficia de la demanda de los investigadores y académicos más destacados, que desean publicar sus trabajos en las revistas académicas de prestigio.

Los investigadores prefieren leer documentos validados antes de probar suerte con Google. Reed paga unos costes mínimos de contenido y puede cobrar por el acceso. Los reducidos presupuestos de las universidades en los países desarrollados suponen un obstáculo, pero teniendo en cuenta que el número de estudiantes universitarios crece en todo el mundo, se espera que la demanda de acceso a publicaciones sobre investigaciones de alta calidad aumente.

Empresas

Lo más leído

Próximos eventos