¿Qué hacer frente a la barbarie?


Otro atentado se ha cobrado la vida de 12 personas y herido para siempre a sus familias. Mis primeros pensamientos van hacia ellos, sus familias, sus compañeros. Francia está de luto, estamos todos de luto. Otro nuevo golpe ha sido dado a la democracia y a su mayor lema: ¡la libertad de expresión!

Me faltan palabras, vuelven a surgir trágicos recuerdos: Nueva York, Washington, Madrid, Londres, París y tantas otras ciudades dolidas. Estos momentos me hacen volver a las raíces de nuestras sociedades democráticas, el respeto a nuestros cimientos.

No sucumbiremos al chantaje vil de los atentados terroristas, menos aún al miedo. Seguiremos alzados para demostrar nuestra lealtad a todos nuestros cimientos. Aquellos que pensaron que traer el miedo a nuestras sociedades sería un argumento se equivocaron.

La democracia, el respeto a todas las religiones, la renuncia a todas las violencias deben regir nuestras vidas. La confianza debe seguir siendo nuestra columna vertebral, y bien sabemos en nuestro mundo financiero que esta es uno de los pilares.

No perdamos confianza, ni en la democracia, ni en sus organizaciones, ni en su unidad.

Hoy, je suis Charlie, somos todos Charlie.

Empresas

Lo más leído

Próximos eventos