¿Qué aporta una certificación de calidad del servicio en los servicios de depositaría, custodia y liquidación?


Las certificaciones de calidad en la prestación de servicios comienzan a ser un factor muy relevante a la hora de seleccionar un proveedor, en especial cuando estos servicios son críticos para la entidad receptora de los mismos, como es el caso de los servicios de depositaría, custodia o liquidación de valores o efectivo. Esta situación se ha acelerado en los últimos años ante el incremento de las exigencias normativas y la necesidad de proteger a las entidades frente a posibles reclamaciones de terceros.  

La certificación de la calidad implica un esfuerzo muy relevante para la entidad certificada ya que, incluso en aquellas que tienen mayores estándares de calidad, supone la explicitación en procedimientos auditables y la normalización en función de criterios estándar. Adicionalmente, una certificación implica costes y la dedicación de la dirección en la revisión constante de la calidad.

Alguna de las razones para que una entidad certifique la calidad de sus servicios de depositaría, custodia o liquidación de valores son las siguientes:

- El compromiso de la dirección de la entidad con la prestación de servicios de calidad a sus clientes, no utilizando criterios exclusivamente de rentabilidad a la hora de definir su estrategia de futuro.

- La definición de los servicios certificados como estratégicos para la entidad de cara al futuro y su compromiso con estándares que superen las exigencias normativas o legales.

- La necesidad de competir en entornos exigentes con un alto grado de especialización.

- Las exigencias de las gestoras de servicios y respuestas de acuerdo con criterios objetivos definidos en Acuerdos de Nivel se Servicio.

La industria de las instituciones de inversión colectiva y fondos de pensiones es un ejemplo de sector donde las exigencias operativas, normativas y de los clientes cada vez son mayores. Esta es una de las razones por la que es especialmente relevante que todos los operadores del sistema deben plantearse tanto la calidad de sus servicios como el control de la misma.

Cecabank cuenta con la Certificación del Sistema de Gestión de la Calidad de AENOR ISO 9001:2008 de los procesos de Depositaría y Liquidación y Custodia de Valores y de Intercambio, Compensación y Liquidación de Operaciones de Cobros y Pagos lo que ratifica su compromiso por calidad y con aportar excelencia a sus clientes.

La certificación del Sistema de Gestión de la Calidad ISO 9001:2008 de los procesos de Intercambio, Compensación y Liquidación de Operaciones de Cobros y Pagos: Transferencias, Adeudos Directos y Traspasos de Fondos, fue obtenida el pasado mes de enero de 2015. La certificación de los servicios de Depositaría y Liquidación y Custodia de Valores cuenta ya con una década de trayectoria pues la primera certificación, también de AENOR,  se obtuvo en enero del año 2005 y fue renovada en el año 2014.

Javier Planelles participa en la II jornada Securities Services de Cecabank.

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos