Tags: Latam |

“Países emergentes como México ya no son de alto riesgo viendo su robusta macroeconomía”


Desde finales del año pasado, ofrece su expertise en bolsa mexicana a los clientes españoles, con el aterrizaje en la CNMV del fondo GBM Asset Management sicav-Mexico Fund, un producto UCITS previamente domiciliado en Luxemburgo y clon de uno de sus fondos mexicanos, aunque con algún ligero cambio derivado del cumplimiento de los requisitos de diversificación que exige la normativa europea. Se trata de un fondo puro de renta variable mexicana que utiliza un universo de inversión de 135 empresas del país, frente a las 35 del índice. En principio no cubrirá la divisa para aprovechar su potencial (parcialmente responsable de que, desde su registro en Luxemburgo en 2011, el fondo haya ganado más del 40%), aunque tendrá flexibilidad.

España, primer paso para el salto europeo

Sus objetivos en Europa, tras llegar a Luxemburgo, empiezan por España, un mercado natural de expansión y en el que ven un importante interés por productos capaces de rebajar la volatilidad de las carteras de bolsa –sus fondos capturan el 70% de la volatilidad el mercado mexicano– y aumentar el rendimiento. Y llegan a través de Inversis, que ha elegido a la gestora para formar parte del proyecto Inversis Boutique y ha incluido el fondo en el Gesconsult Talento, que tiene solo dos productos extranjeros. Tras España, la entidad se lanzará a otros mercados europeos, donde también ve interés.

Además, si esa incursión en Europa tiene éxito, estudiará registrar en Luxemburgo un producto de renta fija de empresas mexicanas, que podría llegar en los próximos meses y estaría centrado en deuda corporativa de alta calidad, aprovechando la capacidad de análisis. Según sus cálculos, podría ofrecer retornos de entre el 3,5% y el 5% anual.

Planes de futuro

Leal habla de un "renovado apetito por parte del inversor institucional foráneo, similar al que suscitó Brasil hace una década”. La entidad ha suscrito importantes acuerdos con inversores institucionales internacionales que quieren invertir en México con ellos. La gestora, que también opera en Estados Unidos, Brasil o Chile, está tratando de impulsar el interés de los inversores por sus vehículos y estudia crear vehículos locales en mercados como Chile o incluso Japón.

Ese interés se debe a la necesidad global de retornos. La historia de la búsqueda de rentabilidad más allá de la renta fija en un entorno de bajos tipos de interés no está circunscrita al inversor del mundo occidental, donde esas tasas son más raquíticas. También los inversores de países emergentes están “sedientos de rendimiento porque empiezan a ver que el retorno que ofrece la deuda apenas logra batir a la inflación”. En esos países con mayores tipos pero también inflación, la necesidad de evitar los retornos reales negativos es idéntica a la de Europa o Estados Unidos. De ahí el interés internacional hacia la renta variable y también el progresivo movimiento del conservador inversor mexicano del que habla Leal.

El atractivo de México

Ahora, el atractivo de México está motivado por las condiciones macroeconómicas del país (con potencial de crecimiento del 5,5% anual según sus cálculos, bajo apalancamiento como lección tras la crisis del Tequila y controlada inflación de en torno al 3%-4%, además de creciente clase media), la obligatoriedad de aportaciones al sistema de pensiones mexicano, aún muy joven y con grandes perspectivas (supone un 10% del PIB, con 170.000 millones de dólares, pero podría crecer en 20 años hasta el billón) y los crecientes flujos internacionales hacia el país tras años de infraponderación en los índices y carteras internacionales.

“Los inversores han de aprovechar la historia emergente y redescubrir esos mercados, pues ya no son países de alto riesgo viendo su robusta macroeconomía”, dice, y las bajas expectativas de crecimiento a medio y largo plazo en el mundo desarrollado. Frente a las críticas, Leal recuerda que muchas exportadoras mexicanas están ligadas a Latinoamérica, y no solo a Estados Unidos, lo que diversifica sus ingresos. Por sectores, le gustan las infraestructuras, una prioridad del Gobierno para los próximos años, la industria del automóvil y empresas de consumo capaces de capturar la historia de la creciente clase media del país, aunque advierte de su carestía y la importancia de la selección.

Lo más leído

Próximos eventos