Tags: Latam |

"Mientras las AFPs no liquiden sus inversiones en deuda gubernamental, las pérdidas son sólo contables"


De los 112,2 billones de pesos que hay en los fondos de pensiones de perfil conservador, cerca del 78,5% está invertido en deuda gubernamental. En los moderados, esta inversión alcanza el 50,5% y en el de retiro programado, el 79,6%. Cálculos preliminares publicados por Portafolio, indican que la actual coyuntura que afronta la deuda pública les habría dejado a las AFPs un saldo negativo de tres billones de pesos.

Sin embargo, Asofondos indica que las ganancias acumuladas en los fondos son muy superiores a las pérdidas que se puedan presentar por eventos puntuales como el actual. De hecho, restó importancia a las posibles pérdidas al indicar que el año pasado las inversiones dejaron una utilidad de 17 billones de pesos.

Por otra parte, el gremio recordó la importancia que tiene la propia estrategia temporal de inversión de los fondos de pensiones. Al tratarse de inversiones a largo plazo, esto supone que mientras las administradoras no liquiden antes de su vencimiento las inversiones que tienen en títulos de deuda interna de la Nación (TES), habrá pérdidas contables más no reales para los afiliados. En este sentido, los fondos ya han comentado que sólo saldrán de esas inversiones cuando venzan.

Impacto sobre las aseguradoras

Pero el efecto que puede tener la caída del valor de la deuda pública -en el año supera ya el 10%- va más allá de las AFPs. En conjunto, las entidades públicas y privadas relacionadas con el sector financiero colombiano tienen en su poder alrededor de 176 billones de pesos en este tipo de instrumentos. Un estudio realizado por la Asociación Bancaria (Asobancaria) señala que el golpe de esta situación en las entidades financieras ronda los 11 billones de pesos en dos meses.

Por esta razón, muchas entidades del sector y administradores de carteras colectivas optaron por desinvertir antes de perder más dinero. Las aseguradoras son algunas de las instituciones que están recomponiendo sus portafolios -con un 50% en TES, según Fasecolda-. "El efecto se observa sobre todo en lo que corresponde a las reservas, debido a que deben cumplir un límite legal. Lo que hemos visto es que cada una de las firmas está adoptando una estrategia frente a la volatilidad de los TES y recomponiendo sus portafolios, los cuales, en lo que tiene que ver con seguros de vida, están siendo clasificados hasta el vencimiento y no como negociables, porque esto último les exige llevarlos al valor diario”, explicó Natalia Escobar, delegada de seguros de la Superintendencia Financiera, en declaraciones publicadas por Portafolio.

Por su parte, las fiduciarias también reconocen un impacto en la rentabilidad de los fondos de inversión colectiva de renta fija y corto plazo. No obstante, Asofiduciarias confía en que es una situación transitoria y “que pronto la volatilidad de los mercados se irá reduciendo”.

Lo más leído

Próximos eventos