Tags: Latam |

Los últimos cambios regulatorios realizados en China


El último cambio que están realizando los reguladores chinos afecta a los inversores locales que invierten en el extranjero. Específicamente, a las instituciones financieras chinas y a los inversores de altos patrimonios. "En poco tiempo, estos inversores podrán invertir en hedge funds extranjeros que estén registrados como Qualified Domestic Limited Partners (QDLP). Este esquema fue creado el año pasado, y permitirá a los gestores de hedge funds establecerse en el país, aceptar moneda local de inversores locales, convertilo a una divisa extranjera e invertirlo en los mercados extranjeros", indicó Andy NG, head of HSBC Securities Services en China.

Según indica el experto, el primer QDLP podría estar listo este mismo mes. Por ahora, Shangai ha solicitado al regulador nacional de divisas la aprobación de una cuota máxima de participación china en fondos de alto riesgo extranjeros equivalente a 5.000 millones de dólares. De ser aprobada, esta cifra será repartida en cuotas adjudicadas para cada fondo interesado.

Moficiaciones que afectan a los inversores extranjeros

Los inversores extranjeros (asset managers, bancos, corredoras de bolsa, compañías de seguro, fondos de pensiones, etc.) ya han invertido decenas de miles de millones de dólares en acciones y otros instrumentos financieros chinos a través de los esquemas Qualified Financial Institutional Investor (QFII) y el Renminbi Qualified Foreign Financial Institutional Investor (RQFII) schemes.

Dentro del RQFII (para inversores extranjeros en moneda local), las autoridades chinas incrementaron el pasado 13 de marzo el rango de los inversores considerados para esta certificación. Así, ahora no sólo se autorizan a las subsidiarias de una gestora o corredora de bolsa domiciliada en China, sino que también se considerará a las instituciones financieras que están registradas y que operan directamente desde/en Hong Kong.

Asimismo, el año pasado, la cuota de inversión permitida por las firmas registradas bajo este esquema se multiplicó por 13,5 veces, hasta los 11.200 millones de dólares. Para finales de 2012, 67.000 millones de dicha cuota fueron utilizados por las 24 entidades autorizadas bajo el RQFII.

En el caso del QFII (para inversores extranjeros en moneda extranjera), la cuota de inversión permitida para el total de firmas se ha incrementado en tres ocasiones durante los últimos años. La más extensa fue la variación que se realizó a mediados del año pasado. Entonces se pasó de los 30.000 millones de dólares, a un total de 80.000 millones (aún así, a finales de 2012 la cuota utilizada fue de 37.400 millones).

Otros de los cambios realizados recientemente fue en el tiempo que se necesita para obtener la aprobación como QFII. De los 18 meses que se tardaba anteriormente, se ha pasado a los 6 meses. Para diciembre del año pasado, el número de QFII se situó en los 207, frente a los 135 registrados a finales de 2011.

Próximos movimientos

GuoShuqing, director de la Comisión Reguladora del mercado chino, señaló en enero que estaban estudiando la posibilidad de expandir el rango de inversión desde el extranjero, hasta alcanzar el equivalente del 10% de la capitalización del mercado de las acciones tipo A (alrededor de 3,2 billones de dólares). "Esto implicaría que la cuota para los inversores internacionales, incluyendo QFII y RQFII, se vería incrementado en 9-10 veces en un futuro próximo. Las acciones chinas subieron a un máximo de seis meses ante la expectativa de que esto se lleve a cabo", explica Andy NG, head of HSBC Securities Services en China. También mencionó la posibilidad de flexibilizar las restricciones a la inversión, lo cual probablemente implique una segunda versión de los esquemas actuales.

Por otra parte, para permitir que los pequeños inversores chino puedan invertir directamente en el extranjero, -en lugar de tener que ir a través de un gestor de fondos, como lo hacen actualmente-, Guo indicó que se están analizando diversas fórmulas con las que mejorar la situación. Algunos ejemplos mencionados se encuentra la ampliación paulatina de los canales disponibles para los residentes chinos que quieren entrar directamente a estos mercados. "Esto se lograría mediante la mejora del sistema existente QDII y el lanzamiento de un piloto QDII2", indicó Andy NG.

Lo más leído

Próximos eventos