Los robots también trabajan... y no llegan tarde a la oficina


Los robots de última generación ya están listos para incorporarse a nuestras vidas, podrían redefinir nuestro panorama industrial y participar en nuestras rutinas domésticas. Los robots ya no realizan sólo las tareas aburridas, repetitivas, peligrosas y sucias de soldadura, pintura y limpieza dentro de las fábricas de automóviles. Ahora son autónomos, multiuso y cuentan con aplicaciones que abarcan una gran variedad de industrias verticales y regiones geográficas, lo que abre un nuevo abanico de posibilidades verdaderamente fascinante.

Por ejemplo, Amazon utiliza hoy por hoy 15.000 robots Kiva para mover estantes de mercancías desde su almacén hasta los centros de empaquetado y los centros de distribución en EE.UU. Si todos los almacenes de Amazon utilizasen este tipo de robots, habría 225.000 unidades en uso que podrían abaratar los costes hasta en 800 millones de dólares(1). Por otra parte, el “Día de los Solteros” que celebró el pasado mes de noviembre el portal de venta online Alibaba batió un récord de ventas despachando, entre otras cosas, 70.000 aspiradoras robóticas. Por supuesto, otros sectores como la automoción no podían permanecer ajenos a esta tendencia: Mercedes lleva más de 30 años desarrollando tecnología para vehículos autónomos (AV), y el F 015 es el producto de todo ese tiempo e inversión.

Los robots ahora inspeccionan túneles, puentes y plataformas de perforación de petróleo. Ayudan a los cirujanos, buscan minas terrestres, exploran el espacio, empaquetan alimentos, entretienen a nuestros hijos, realizan misiones de rescate y nos hacen la vida más cómoda y segura: además de como drones en el cielo, los robots se encuentran en lugares poco comunes: en los cruceros como camareros y animadores; como repartidores y recaderos; en espectáculos como ilusionistas; y como guías y agentes de ventas en aeropuertos, museos, y cafés. Los robots también siguen contribuyendo a la automatización de la industria de la agricultura, donde un titular reciente indicaba que un "prototipo robótico podría automatizar el sector de las setas".

Uno de los puntos controvertidos de esta irrupción de los robots en la industria es la preocupación por el impacto que podrían tener sobre la fuerza de trabajo y el desempleo. La UE ha realizado una fuerte apuesta para que la robótica y la automatización se conviertan en fuentes de creación de empleos. Parte de esta apuesta ha sido la creación del SPARC en junio de 2014 para mantener y ampliar la posición de Europa en el sector de la robótica, para lo que se invertirán 2,1 millones de dólares.

Aunque la UE defiende que la implantación de la robótica creará miles de puestos de trabajo en toda Europa, hay voces que señalan que podría ocurrir todo lo contrario. Independientemente de la visión que se tenga, está claro que los robots están listos para trabajar y a medida que vayan incorporándose a nuestras vidas, los trabajadores actuales necesitarán nuevas habilidades y los sistemas educativos deberán adaptarse. Los robots son cada vez más pequeños, más baratos y más eficientes en materia energética. Los robots pueden trabajar 24 horas al día sin luz, calefacción o supervisión, y no necesitan una pensión: claramente han sobrepasado los umbrales de precio y rendimiento requeridos en el mundo de los negocios.

Por todos estos motivos, no es de extrañar el vertiginoso crecimiento del sector de la robótica: un informe de Boston Consulting Group señala que el gasto mundial en robots pasará de poco más de 15 mil millones de dólares en 2010, hasta los cerca de 67 mil millones de dólares en 2025. 

El sector manufacturero e industrial es quizá en el que se da una utilización más alta y estable de robots y la Federación Internacional de Robots prevé un crecimiento adicional de su uso del 12% entre 2015 y 2017. Por otra parte, los informes del Global Service Robot Market 2014-2018 de la TechNavio, que estudian la implantación de los robots tanto en los entornos profesionales como en los domésticos predicen una media de crecimiento constante de un 16.5% durante el período de 2014 a 2018. Más datos: China ya ha superado a Japón como el mayor consumidor mundial de robots, con la compra de más de una quinta parte de la producción mundial según la Asociación de la Industria Robótica de China, y la Asociación de la Industria Robótica, (RIA), una asociación comercial sin fines de lucro para la industria manufacturera y robótica de servicios en América del Norte, ha señalado que durante el tercer trimestre de 2014, las ventas subieron un 35% en términos de unidades y un 22% en dólares con respecto al mismo período en 2013.

Para los inversores y otras partes interesadas, entender la industria de la robótica y la automatización no es una tarea fácil. Este es un negocio que utiliza una tecnología muy avanzada y se apoya en cadenas de suministro complejas y verdaderamente globales, cuya terminología parece sacada del set de una película de ciencia ficción. También se está avanzando rápidamente en el mundo de las fusiones y adquisiciones con empresas como Google, que compra empresas de este sector a un ritmo sin precedentes antes de que el público tenga la oportunidad de saber apenas el nombre de las compañías implicadas.

Quizá debido a estas características tan especiales, a los inversores que buscan aprovechar esta tendencia se les aconsejan estrategias diversificadas con un enfoque a largo plazo, ya que tratar de elegir a los ganadores y perdedores individuales en este sector es difícil debido a la rapidez de los cambios de la industria. Por ello, recientemente se lanzó al mercado el índice ROBO-STOX® Global Robotics and Automation, que sigue la evolución de este sector y puede ser una buena herramienta para los inversores que quieran acceder a este mercado, ya que abarca, desde empresas que fabrican físicamente robots y máquinas de automatización, hasta empresas especializadas en tipos de software y tecnología que permiten la automatización.

______________________________

(1) ARK Investment Management – Amazon Kiva Robots Work Around the Clock for On-Time Deliveries, 22 de diciembre de 2014.

Empresas

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos