Tags: Latam |

Los inversores reducen su inversión en los fondos mutuos de EE.UU.


En total, los inversores han retirado de los fondos mutuos estadounidenses unos 13.344 millones de dólares. Se trata de la mayor caída de registrada en casi dos años. En esta cifra se incluyen los 2.285 millones de dólares que fueron retirados de los fondos domésticos de renta variable, según los últimos datos publicados por Investment Company Institute. Sólo la categoría de los fondos híbridos (que invierten en renta fija y variable) y renta variable global registraron entradas de capital, alcanzado los 1.424 millones y los 2.843 millones de dólares, respectivamente.

Parte de este comportamiento se debe, por un lado, a la mejora de la situación económica en EE.UU. y Europa, por otro, a que los inversores manifiestan una creciente preocupación ante la retirada de las medidas de relajación cuantitativa por parte de la Fed.

EE.UU. vs Europa

Gregory Kolb, portaflio manager de Perkins Investment Management, señala que "en los últimos años hemos observado que la renta variable en Estados Unidos es uno de los mejores dentro de los mercados desarrollados. Sin embargo, si tomamos en cuenta las valoraciones, Estados Unidos es de los más caros. Creemos que hay más oportunidades con buenas valoraciones fuera de Estados Unidos que dentro".

La firma tiene gran parte de sus inversiones fuera del país, no porque consideren que la situación económica de Estados Unidos sea peor o vaya a empeorar. Simplemente porque "consideramos que existen oportunidades en empresas fuertes pero que están baratas", indica el experto.

Uno de los mercados que están incluyendo en su estrategia es el Viejo Continente. Aunque recomiendan ser muy prudentes ya que "aunque pueda parecer atractiva en la superficie, Europa podría convertise rápidamente en una trampa de valor debido a la sensibilidad a las noticias macroeconómicas".

Desde Perkins están atentos a empresas europeas, tanto locales como multinacionales, que están históricamente en su nivel más bajo. Para ello, explica Kolb, "se debe considerar el fortalece de sus ingresos y el apalancamiento de cada compañía, y valorarla dentro del difícil contexto de la economía europea". La gestora, con más de 33 años en el mercado, prefiere a las empresas multinacionales cuyas ganancias están diversificadas en otros mercados y, por lo tanto, tienen una menor sensibilidad a los vaivenes de la economía europea.

Lo más leído

Próximos eventos