Tags: Renta Variable | EE.UU |

Las small caps americanas podrían beneficiarse de la política Haz América grande de nuevo


Desde las elecciones del mes de noviembre de 2016, las previsiones para la renta variable estadounidense han cambiado drásticamente y en particular para las  pequeñas capitalizaciones que tienen la capacidad de beneficiarse del Haz América grande de nuevo, en caso de que se implementen las medidas anunciadas por el gobierno de Donald Trump. Como inversores, estamos acostumbrados a tomar decisiones tratando con información incompleta, por  lo que hemos determinado la agenda más probable de la administración Trump, el escenario central que parece estar ya descontado en los mercados financieros, y donde pueden estar las oportunidades.

Existe el consenso de que el presidente electo Donald Trump y el Congreso, dominado por el partido republicano, se van a centrar en iniciativas pro-crecimiento. Mientras que el mercado de renta variable ha subido con esta perspectiva y ha descontado el efecto positivo de estas iniciativas, los detalles siguen siendo imprecisos. Todas estas características hacen difícil anticipar lo que va a suceder. Los nombramientos políticos de Trump, en su mayoría tradicionales, parecen haber tranquilizado a los inversores, sin embargo, la euforia inicial ha desaparecido. Ahora, los inversores están buscando detalles concretos sobre las reformas fiscales, el futuro del sistema sanitario y cuáles van a ser las prioridades de gasto público.

UN IMPULSO PARA LA ECONOMÍA ESTADOUNIDENSE

Desde nuestro punto de vista, un paquete pro crecimiento incluiría:

• Una reducción del impuesto sobre sociedades para llegar al 20%

• Una disminución importante de la regulación corporativa

• La repatriación de beneficios realizados en el extranjero con una tasa impositiva menor (y no de forma temporal)

• Un importante programa de inversión en infraestructuras, posiblemente financiado por el aumento de ingresos por el plan de repatriación

• Una disminución del impuesto sobre la renta

¿QUE SIGNIFICARÍA LA AGENDA REPUBLICANA PARA LOS INVERSORES EN PEQUEÑAS CAPITALIZACIONES ESTADOUNIDENSES?

El mundo de la post-crisis del crédito ha significado un crecimiento lento del PIB estadounidense y una reflación de los precios de las acciones. La renta variable se ha visto alentada por una política monetaria expansiva que ha llevado a  un entorno de tipos de interés en niveles históricamente bajos. Creemos que podemos estar entrando en una nueva fase de crecimiento, y no solamente una continuación de un ciclo agotado, sino el comienzo de un nuevo ciclo impulsado por el estímulo fiscal.

Esperamos una aceleración del crecimiento de los beneficios como resultado de una mejora de la confianza empresarial, un aumento de los ingresos y un repunte de la inflación. El crecimiento de los beneficios está por fin llamado a crecer en 2017 gracias al punto de comparación, al estímulo fiscal y al potencial de más medidas fiscalmente favorables. Las pequeñas capitalizaciones deberían también beneficiarse del aumento del apetito por el  riesgo de los inversores. Por otra parte, las acciones de pequeñas capitalizaciones tienden a tener un mayor nivel de apalancamiento debido a economías de escala más débiles. Dada su clara orientación doméstica, sus beneficios deberían resistir mejor a medida que el dólar estadounidense se aprecie.

Fuente de ingresos por regiones geográficas de empresas cotizadas estadounidenses: las pequeñas empresas (representadas por el índice de renta variable Russell 2000) están más expuestas a tendencias económicas domésticas y obtienen menos ingresos de las regiones EMEA y APAC (en %).

 

Captura_de_pantalla_2017-01-09_a_la_s__15

Creemos que la actividad de fusiones y adquisiciones seguirá siendo una temática importante para determinar las previsiones de las acciones de pequeña capitalización. El año 2016 fue muy activo en fusiones y adquisiciones, como queda reflejado tanto en el número como en el valor de las operaciones llevadas a cabo por empresas integrantes del índice Russell 2000. Aunque el estímulo fiscal y/o los recortes de impuestos podrían llevar a las empresas a evitar comprar crecimiento, creemos que la oportunidad de adquirir más conocimientos tecnológicos, más clientes, aumentar sus capacidades y sus ingresos va a seguir suponiendo una fuerte motivación.

SECTORES DE PEQUEÑAS CAPITALIZACIONES: IDENTIFICAR A LOS GANADORES

Las empresas con mayor exposición doméstica, lo harán probablemente mejor que las empresas globales, dada la preocupación respecto a la política comercial anunciada por Trump, que debería beneficiar a las pequeñas capitalizaciones. Además, las acciones de pequeña capitalización tienen una mayor correlación con el crecimiento del PIB estadounidense: si éste aumenta (tal como prevemos) se beneficiarán.  Nuestra visión de mercado está centrada en la sensibilidad económica. Por sectores, el industrial (infraestructuras) estaría respaldado por su naturaleza cíclica y por su tendencia a estar más expuesto al mercado doméstico. El sector financiero ha subido con fuerza después de las elecciones debido a la expectativa de que el gobierno Trump redujera la presión regulatoria y que la Reserva Federal pudiera cambiar el ritmo de  subidas de tipos de interés, conforme crecimiento e  inflación aceleren.

Los recortes del impuesto de la renta podrían  animar a un mayor gasto de las familias, beneficiando a los valores del sector consumo. En cuanto al sector tecnológico, creemos que estas empresas deberían recibir un impulso por parte de la repatriación de los beneficios del extranjero, dado que veremos más actividad de fusiones y adquisiciones en este sector. Estas empresas también podrían utilizar esta liquidez para recomprar acciones y pagar dividendos, lo cual podría llevar a un rally de sus acciones. Finalmente, el sector de salud parece estar bien posicionado para superar a los mercados, en particular en el subsector biotecnológico y farmacéutico. Estos valores se vieron perjudicados durante la campaña de Hillary Clinton en favor de un control de precios y creemos que este sector va a obtener muy buenos  resultados. Los valores del sector salud han subido fuertemente tras las elecciones, pero se han estancado a la espera de propuestas específicas por parte de Trump.

SERÁ UN MERCADO DE STOCKPICKING

Finalmente, vemos una recuperación de los factores idiosincrásicos de las acciones, lo que debería aumentar la dispersión de los resultados entre los valores. Creemos que estamos frente a un entorno que será mucho más favorable para seleccionar ciertos valores. En general, pensamos que el liderazgo del mercado está siendo más dinámico. Este hecho sugiere que invertir de forma selectiva está tomando más importancia, lo cual es un argumento implícito para dirigirse hacia una gestión activa.

Subir
Empresas

Lo más leído

Próximos eventos