Tags: Latam |

La ‘gran rotación’: ¿estamos ante una realidad o un mito?


Desde hace seis meses, el concepto de “la gran rotación” ocupa casi todos los análisis de las gestoras, sus recomendaciones y titulares de prensa. La realidad es, no obstante, que, a día de hoy, todavía no se ha visto ese movimiento masivo de renta fija a renta variable que tanto se espera desde comienzos de año. En BNY Mellon IM, Invesco y Fidelity creen que podría llegar en la segunda parte del año, pero será distinta a lo previsto: será una rotación principalmente de las posiciones que hay actualmente en liquidez a renta fija, publica Funds People. “Al inversor le urge pensar qué hacer con su parte de la cartera de renta fija, donde no está encontrando soluciones, no qué hacer con sus inversiones de renta variable”, asegura Ralph Elder, director de Ventas de BNY Mellon IM. “La liquidez está esperando a volver a entrar en mercado pero lo hará en renta fija primero y no en variable directamente, debido el perfil conservador del inversor”, señala Óscar Esteban, director de Ventas de Fidelity en España.

Elder y Esteban han participado recientemente junto a Fernando Fernández-Bravo, de Invesco, en la jornada de inversiones de banca privada organizada por Unicorp Patrimonios, la unidad de altos patrimonios de Unicaja, en Málaga con sus banqueros privados.

Fernández-Bravo cree que actualmente es importante manejar las expectativas de los clientes y que entiendan que el binomio rentabilidad/riesgo ha cambiado y ahora es más favorable invertir en renta variable. “Las rentabilidades que ha dado la renta fija en los últimos años no se van a repetir”, coincide Esteban. “En todo caso, recomendamos ser cautos y diversificar: es un entorno complicado de gestionar”. También desde BNY Mellon IM recomiendan flexibilidad y optar por fondos de retorno absoluto.

Los tres profesionales consideran que la volatilidad será la norma del mercado para los próximos años y Esteban explica que se debe ver como oportunidades de entrada en valores pues la clave va a estar en la selección de compañías. “Hay buenas oportunidades de inversión pero es necesario saber separar la evolución de la situación macroeconómica con la de las compañías”, dice Fernández-Bravo.

“En los últimos tres meses, poco ha cambiado en el entorno macro”, dice Esteban. “El mundo actual es de bajos crecimientos, con tipos bajos y a tres velocidades, con los emergentes creciendo no ya a doble dígito pero sí en el entorno del 7%; Estados Unidos con crecimientos más bajos pero estables, y la zona euro con mayores complicaciones para crecer, en la que incluso podemos ver dos ritmos diferentes de recuperación, los países del norte liderados por Alemania y los periféricos”.

Fernando Fernández, de Invesco, cree que el problema fundamental actualmente es el elevado apalancamiento y una ralentización en el crecimiento en Estados Unidos y Europa cuando se retiren las medidas de relajación monetaria. Para Europa, prevén crecimientos en el entorno del 1%-1,5% para los próximos años.

En BNY Mellon IM, piensan que a corto plazo los bancos centrales van a seguir con sus politicas monetarias para apoyar a los mercados, pero que a su vez esto crea el problema de distorsion. Actualmente, es dificil predicir si la valoracion de un activo financiero refleja los fundamentales de ese activo o las medidas del banco central. Más a largo plazo, se muestran más cautos, en particular para las perspectivas en Europa.

 

Lo más leído

Próximos eventos