Tags: Latam |

"La Bolsa alemana cotiza a un nivel injustificadamente bajo"


¿Le queda recorrido a la Bolsa alemana? Esa es una de las grandes preguntas que se hace el inversor, sobre todo teniendo en cuenta el mejor comportamiento relativo mostrado su el Dax en comparación con otros índices europeos. Según Tim Albrecht, responsable de renta variable alemana de Deutsche Asset & Wealth Management, "parece solo cuestión de tiempo que el Dax alcance los 9.000 puntos, incluso aunque puedan producirse correcciones a corto plazo en cualquier momento, que de hecho constituirían nuevas oportunidades de compra”, publica Funds People.

Según explica el gestor del DWS Deutschland, hay muy buenas razones para que la renta variable alemana siga siendo sin duda la primera elección para los inversores. “Actualmente, el Dax presenta una valoración moderada, con un PER de 12 veces, un nivel injustificadamente bajo tanto en términos históricos como en comparación con otros mercados bursátiles. Además, la rentabilidad media por dividendo de las 30 principales empresas alemanas es del 3,3%, considerablemente más que el 1,51% que ofrece el bono alemán a 10 años. Las empresas alemanas de tamaño mediano son un potente factor económico, muy envidiado por el resto del mundo”.

En opinión de Albricht, esto hace que merezca la pena considerar la posibilidad de invertir a largo plazo en muchos valores alemanes de segundo nivel pertenecientes a los índices MDax, TecDAX o SDax. “Cuando la economía de la eurozona se estabilice, muchos inversores extranjeros recuperarán su confianza y dirigirán cada vez más su atención a la renta variable alemana. Hay muchos inversores institucionales y privados que se encuentran en una situación de auténtica emergencia inversora ante los bajos tipos de interés y la elevada liquidez. Esto podría llevarles a reestructurar gradualmente sus fondos pasando de los mercados monetarios y de deuda a las acciones alemanas de alta calidad”.

Para el gestor, muchas empresas alemanas se benefician de su posición como líderes del mercado mundial en numerosos sectores de exportación. “A pesar de la persistencia de la crisis de la eurozona, los negocios marchan bien en Norteamérica y en las economías emergentes en auge. La situación interna de la economía alemana también es buena: el desempleo es mucho menor que la media europea, la confianza de los consumidores mejora un mes tras otro, y el mercado inmobiliario alemán también registra avances. Las empresas alemanas están consideradas como innovadoras, eficientes y financieramente sólidas, y sus productos son muy apreciados por sus clientes de todo el mundo. Las exportaciones alemanas suponen actualmente más del 50% de la producción económica total, y se prevé que este año sigan creciendo con dinamismo”.

Lo más leído

Próximos eventos