¿Hacia dónde se ha dirigido el apetito de los inversores de ETP en octubre?


El dinero continúa fluyendo hacia los productos de gestión pasiva. Durante el mes de octubre en concreto, se registraron flujos de 36.200 millones de dólares en la industria global de ETP, tal y como indica la última edición del informe ETP Landscape que elabora BlackRock mensualmente. En lo que va de año han entrado 271.000 millones de dólares en ETP, una cifra que ya ha pasado de largo a la registrada en todo el conjunto de 2014 (239.000 millones), “lo que apunta a un sólido repunte de los ETPs como vehículo de inversión predilecto entre los inversores a escala mundial”, observan desde BlackRock. 

Los productos más demandados proceden de las categorías de renta fija, renta variable estadounidense y renta variable emergente. Desde la gestora indican que esta demanda estuvo guiada principalmente por la decisión de la Reserva Federal de no subir los tipos en septiembre: “La predisposición al riesgo que suscitó este hecho fomentó que los productos cotizados de renta variable estadounidense alcanzaran el mayor volumen de inversión, de 10.300 millones de dólares”, observan los autores del informe. 

Los ETP de renta variable estadounidense captaron 10.300 millones de dólares por dos motivos: el rally de bolsa tras la publicación de sólidos beneficios en el sector tecnológico, y por el incremento de la actividad de fusiones y adquisiciones. Aunque las suscripciones en ETP de renta variable emergente fueron más modestas, de 4.600 millones de euros, sirvieron para romper la racha de cuatro meses consecutivos de reembolsos.

Nuevos hitos 

No obstante, la categoría con más flujos de entrada en su conjunto fue la de renta fija, con 14.700 millones de dólares que se dirigieron especialmente hacia la deuda corporativa con duraciones intermedias y largas. Así, los fondos que invierten en deuda con grado de inversión y high yield atrajeron 6,100 millones y 4.400 millones respectivamente. “En particular, los flujos hacia la renta fija corporativa con grado de inversión han sido consistentes a lo largo del año y los flujos en lo que va de año ya están bastante por delante de los registrados en 2014”, indican desde la firma. 

En cambio, se constataron reembolsos en los ETP que invierten en treasuries, especialmente los de corta duración, que ascendieron a 1.200 millones de euros “impulsados por la percepción de que unos tipos más altos son menos inminentes”. A pesar de ello, el mes de octubre ha marcado un hito histórico para los ETP de renta fija en su conjunto, al superar la clase de activo los 500.000 millones de euros en patrimonio por primera vez en su historia, “lo que pone de manifiesto el crecimiento de este tipo de productos y su mayor uso por parte de los inversores”, comentan desde BlackRock. 

El último dato destacado del informe ETP Landscape de octubre tiene que ver con los productos cotizados domiciliados en Europa, que registraron flujos de entrada en el mes de 7.300 millones de dólares que impulsaron el capital total invertido en este segmento en lo que va de año a un máximo histórico de 69.000 millones de dólares. Así, bate el anterior récord, establecido en 2014 en 62.000 millones de dólares. Desde BlackRock indican que el total de activos gestionados por los ETPs europeos se sitúa actualmente en un nivel récord de 516.300 millones de dólares. 

Ursula Marchioni, directora de estrategia de iShares para la región EMEA, ha puntualizado que las tendencias en Europa han estado en línea con las mundiales salvo por algunas excepciones: “La inversión registrada en octubre por los ETPs europeos se vio impulsada por los productos de renta fija (3.700 millones de dólares), que superaron a los de renta variable (3.300 millones). Los ETPs de deuda corporativa registraron una sólida demanda, tanto para el segmento con grado de inversión como para el de alto rendimiento, que se anotaron una inversión de 1.120 millones de dólares y 832 millones, respectivamente. Esto se debe a la demanda constante de rentabilidad provocada por las políticas del BCE y, a diferencia de la tendencia mundial, no resultó desfavorable para los productos cotizados de deuda pública, que también registraron una robusta demanda (1.170 millones de dólares)”, detalla la experta. Ésta añade que los ETP de renta variable estadounidense registraron salidas por valor 283.000 millones de dólares, “ya que los inversores se han centrado más en los productos europeos de sus respectivos mercados nacionales y en los de renta variable emergente."

Aitor Jáuregui, responsable de desarrollo de negocio de BlackRock en España, Portugal y Andorra, señala: "La gestión pasiva se está convirtiendo en los últimos años en una de las herramientas de inversión más usadas en los momentos de estrés del mercado, ya que actúan como fuente de liquidez”, comenta por su parte Aitor Jáuregui, responsable de desarrollo de negocio de BlackRock en España, Portugal y Andorra. Éste pone por ejemplo los flujos hacia renta fija, que en su opinión “se explica en buena parte por la volatilidad vivida en todos los mercados”. “En España, el crecimiento sigue siendo espectacular y cada vez más, los ETFs son considerados como los vehículos de inversión más idóneos para construir carteras con estrategias activas y pasivas”, concluye. 

 

Empresas

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos