Tags: Gestores | Latam |

Franklin U.S. Opportunities: las ideas de inversión que encuentran en bolsa americana


El Franklin U.S. Opportunities es un fondo de renta variable americana estilo growth que busca cuatro características en una compañía: que sea líder en innovación, que sea una empresa ‘growth’ de alta calidad, con beneficios que tiendan a aumentar y con barreras de entrada o ventajas competitivas. Gestionado por Grant Bowers, este producto es consistente Funds People al haber logrado generar una rentabilidad anualizada durante los últimos tres años del 15% con una volatilidad del 17,3%. Bowers es de la opinión de que EE.UU se encuentra en la mitad del ciclo económico y de los que cree que la recuperación todavía tiene un largo recorrido por delante debido a la fortaleza del consumidor, mejora del empleo, recuperación del sector inmobiliario y a los sólidos fundamentales corporativos. “La economía americana puede seguir creciendo a niveles del 2-3% apoyada por la baja volatilidad actual y los bajos tipos de interés. No esperamos una recesión en EE.UU tal y como está anticipando parte del mercado”, afirma.

“Ante un escenario de posibles subidas de tipos por parte de la Fed, creemos que estas serán graduales y de poca intensidad. Si a esta sumamos un crecimiento moderado de la economía y una inflación que empezará a repuntar, este entorno es bueno para la renta variable”. No obstante, Bowers considera que la incertidumbre política en EE.UU ha contribuido en parte a la volatilidad que estamos viendo desde principios de año. “Creo que seguiremos viendo volatilidad en los mercados hasta que se resuelvan las primarias y tengamos una mejor perspectiva de las propuestas de los candidatos” asegura. Este trasfondo político es uno de los aspectos que más puede preocupar, si bien el gestor considera que el mayor riesgo está fuera de EE.UU, es decir, que su crecimiento se mantenga a pesar de que el resto de países no crezca, un escenario que por ahora no contempla. “No hay una recesión en EE.UU. La economía americana es más fuerte de lo que muchos creen”, asegura.

Según revela, “en el momento actual, la fuerza del consumidor en EE.UU. es una de las razones por las que seguimos optimistas en renta variable americana. El gasto en consumo representa aproximadamente dos tercios del PIB americano”, recuerda. Por valoraciones Bowers afirma que la bolsa de EE.UU se encuentra en torno a su media histórica, incluso algo por debajo de la media por el sell-off de la primera parte del año. “Creemos que la rentabilidad vendrá por incremento de beneficios, recompra de acciones y reparto de dividendos, pero no por expansión de múltiplos. Es cierto que, de media, los beneficios y los ingresos empresariales del S&P 500 se redujeron en el cuarto trimestre de 2015. Los principales motivos de esta caída son la fortaleza del dólar y la caída del precio del petróleo. Sin embargo, si analizamos sectores de crecimiento, como consumo discrecional y sector salud, ambos arrojan de media resultados positivos en el trimestre”, asevera.

“Si tenemos en cuenta la fortaleza del consumo y la calidad de los balances se pueden encontrar valoraciones atractivas. No conviene olvidar que el comportamiento lateral del mercados estos últimos doce meses ha permitido mejorar las valoraciones”. A este respecto, Bowers subraya que están encontrando buenas oportunidades en sectores considerados históricamente growth, como tecnología, consumo discrecional e incluso salud, mientras que otros sectores considerados defensivos (servicios de telecomunicaciones, utilities , consumo básico) se han encarecido en los últimos cinco años ante la creciente demanda de dividendos. El fondo apuesta por tres tendencias principales: fortaleza del consumidor americano, aumento del gasto en tecnología y el ‘boom’ en el desarrollo de descubrimientos en el sector sanitario.

Su posicionamiento por sectores se desglosa en: tecnologías de la información, sanitario y consumo discrecional. Del mismo modo, el fondo está muy infraponderado en bienes de primera necesidad e industriales y muy sobreponderado en tecnologías de la información y sanidad respecto al índice. “Una población que envejece no sólo incrementará su gasto en fármacos y biotecnología, sino también en servicios de salud y tecnología. La innovación está acelerando el proceso de desarrollo de nuevos fármacos, la FDA (Administración Americana de nuevos Fármacos) registró un número record de nuevos productos en los últimos dos años. En tecnología, de la mano de los móviles e internet, Bowers indica que estamos asistiendo a un boom en cuanto al crecimiento de dispositivos conectados, ya sea en casas o en coches. “La tecnología no sólo incrementará la productividad en los procesos industriales pero también reducirá dramáticamente los consumos energéticos de cualquier industria”.

El sector sanitario pondera un 21% en la cartera. El tecnológico, un 28%. En opinión del gestor, entender la macro es algo muy importante, pero también es clave comprender y buscar las tendencias de largo plazo, no ya de 1 o 2 años. Ese es uno de los motivos por los que Bowers sobrepondera el sector sanitario y el tecnológico. “En este punto del ciclo debemos pensar qué puede ocurrir en los próximos 10 ó 20 años”. Actualmente, el 75% de la cartera está invertida en multinacionales o compañías de gran capitalización, mientras que el 25% restante está en títulos de empresas de mediano tamaño. Amazon, con un peso del 4,4% en la cartera, y Allergan (4%) son las primeras posiciones de la cartera. En el top 10 también aparecen valores como Celgene (3,7%), MasterCard (3,66%), Facebook (3,3%) o Visa (3%). En total, apuesta por una cartera compuesta por 75 compañías. Las diez primeras posiciones ocupan el 33% del total.

Profesionales
Empresas

Lo más leído

Próximos eventos