Fondos de pensiones: principales tendencias en asignación de activos y diferencias a nivel regional


A nivel global, los fondos de pensiones invierten el 44% de su cartera en renta variable, el 28% en renta fija, el 26% en activos alternativos y reservan el 2% en liquidez. Esa es la gran fotografía del sector dibujada por PwC y ALFI sobre el posicionamiento de este tipo de inversores institucionales a cierre de 2014. Más allá de ese primer esbozo general, existen diferencias muy significativas con respecto a la asignación de activos dependiendo de la región. Por ejemplo, los fondos de pensiones de Estados Unidos asignan, de media, prácticamente la mitad de sus activos a la inversión en acciones (48%), equivalentes a 13 billones de dólares, y solo el 22% a renta fija. Esto convierte a los fondos de pensiones estadounidenses en los que más invierten en renta variable y los que menos asignan al mercado de bonos. En Europa es del 37% y en América Latina, por el contrario, la principal exposición es a la renta fija (58% del total).

En lo que respecta a la renta variable, Canadá (986.000 millones de dólares), Japón (662.000 millones) y Holanda (582.000 millones) son, además de Estados Unidos, los países donde los fondos de pensiones destinan una mayor parte de su cartera a la inversión en acciones. En este sentido, los fondos de pensiones japoneses han sido los que durante los últimos años incrementaron de una manera más notoria su exposición a renta variable. Concretamente, la asignación ha aumentado en 21 puntos desde los años 2008 hasta 2014. Le siguen los finlandeses, cuya exposición al activo en este periodo se incrementó en 17 puntos en términos cuota. En el lado opuesto se sitúan los fondos de pensiones surcoreanos, que mostraron la mayor reducción en su asignación a renta variable durante estos seis años, con un descenso del 22 puntos en este periodo.

En renta fija, los fondos de pensiones asignaron a nivel global 9,7 billones de dólares a esta clase de activo, lo que en términos absolutos supone un crecimiento de 2,5 billones desde 2008. Aunque el volumen invertido en renta fija aumentó durante los últimos seis años a un ritmo anual del 6%, a nivel global el peso del activo en la cartera ha bajado en seis puntos, al pasar del 34% de 2008 al 28% de cierre de 2014. Por regiones, Japón fue el país que más han recortado su exposición a renta fija durante estos seis años, concretamente en 24 puntos. De hecho, la asignación total de los fondos de pensiones nipones era en 2008 de 1,3 billones de dólares (el 82% del total) y de solo 873.000 millones de dólares en 2014. Durante el mismo tiempo, la exposición de los fondos de pensiones estadounidenses se redujo en ocho puntos, pasando del 29% al 21%.

Los alternativos fueron el tipo de estrategias que mostraron, en términos absolutos, el mayor incremento durante estos seis años a nivel global. Tan es así que el volumen asignado a los fondos alternativos ha pasado de los 4,4 billones de dólares de 2008 a los 9,7 billones de 2014, lo que supone un incremento del 117%. También ha aumentado significativamente el peso de esta clase de estrategias en la cartera, pasando en este periodo del 21% al 26%. Los fondos de pensiones de EE.UU fueron los que más elevaron su asignación, pasando de los 3,2 billones de dólares de 2008 y una cuota en las carteras del 23%, a los 7 billones y peso del 29% en 2014. En Reino Unido la tendencia también ha sido clara y la inversión de los fondos de pensiones del país en alternativos ha subido de los 363.000 millones de dólares en 2008 (25% del total) a los 925.000 millones (31%).

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos