Firmino Morgado: “Nuestra génesis es lo contrario a los ETF”


Meses después de crear la compañía y darle forma, Firmino Morgado y Filipe Bergaña, investment advisors, junto a José María Concejo Díez, Head of Sales and Marketing, daban a conocer hoy el lanzamiento de los fondos W4i Iberian Opportunities y W4i European Opportunities de Renta 4 Gestora.

Desde que registraron los productos en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) a finales de enero, este equipo ha preferido ir analizando las ideas de inversión y esperar a poder ofrecer ahora una cartera construida a los investments partners que se quieran unir, antes que estar cobrando a los partícipes una comisión por estar en activos monetarios, indica Morgado.

De esta manera, aquel que invierta en los vehículos de W4i, apostará por la gestión activa del antiguo gestor de Fidelity y de Bergaña, procedente de Och-Ziff. Morgado comenta como esta nueva firma nace como una respuesta a una necesidad de mercado: la gestión verdaderamente activa. “Nuestra génesis es lo contrario a los ETF”, apunta.

Según el gestor, la gestión pasiva ha ganado mucho terreno por que la gestión que se califica como activa no lo es, muestra de ello, su bajo tracking error. Además, critica, “están cobrando comisiones como si hicieran gestión activa”. En estos fondos, explica, “si el gestor lo hace bien, descontando la comisión al bajo tracking error que aporta, se queda con la misma rentabilidad que consigue el índice de referencia”, añade.

“En nuestros fondos”, indica Morgado, “el inversor tiene las mismas comisiones que yo ya que únicamente podemos invertir en estos productos”. Asimismo, aunque los fondos también tengan comisión de éxito, “solo cobramos si la rentabilidad obtenida es positiva”. Tal y como especifica, “queremos tener transparencia total al igual que se lo solicitamos a las compañías en las que invertimos”.

Juan Carlos Ureta, presidente de Renta 4, ahonda en esta idea: “hoy en día hay mucha gestión pasiva disfrazada de gestión activa”. “Por concepto, la gestión activa tiene su papel”, puntualiza. “Es un error de concepto pensar que lo único que va a existir en el mundo es la gestión pasiva”, precisa.

Por otra parte, Ureta apunta como en este entorno de mercado, muchos de los flujos proceden de vehículos pasivos y no por la valoración o contenido de las empresas. “Será un mercado de locos si solo se mueve por lo que digan unos y otros”, según valora.

Grecia

En cuanto a Grecia, Bergaña y Morgado opinan que los mercados tienen que mover ficha y que no es un riesgo sistémico, siendo un tema más delicado China, a la que Europa está muy expuesta, sobre todo en sectores de lujo. “Sería mejor que la Comisión estuviera pensando en que políticas estructurales y de crecimiento llevar a cabo para que Europa gane competitividad”, resalta. Una labor que no están desarrollando los políticos, juzga, pero sí las empresas privadas.

De todas maneras, esta situación de alta volatilidad, subraya, "no es mala para un inversor fundamental". 

¿Por qué un producto de bolsa ibérica y europea?

La razón de crear un producto de renta variable ibérica, además de ser uno de los mercados donde se ha labrado su track record, lo justifica también en la importancia de tener cultura de inversión en tu propio país, de ahí el producto ibérico. En cuanto al europeo, “aunque políticamente tiene muchas contradicciones, hay muy buenas empresas en muchos sectores”, concreta. Por otro lado, “cuando tienes un fondo europeo no solo tienes exposición a Europa, sino a mercados globales”.

En los productos que ahora empiezan a impulsar comercialmente, donde no se sigue un estilo ni value ni growth, sino oportunista, matiza; combinan un análisis top down y bottom up, dependiendo del tipo de inversión que realicen.

En función de ello, dividen la cartera en tres compartimentos. Por un lado, los capitalizadores sostenibles (sustainable compounders), que son aquellas compañías que cuenta con un foso que les protege frente a sus competidores y garantizad retornos superiores a lo largo del ciclo, definen.

Por otro lado, las oportunidades cíclicas, que son aquellas con potencial de revalorización, por tener características que les hacen beneficiarse de determinada fase del ciclo económico. Por último, las oportunidades en situaciones especiales, que son aquellas que normalmente se generan por un evento corporativo.

Respecto a los compartimentos, señala como si una compañía es seleccionada para uno, no puede pasarla a otro. “Cuando nos equivoquemos, no vamos a justificarnos con otro argumento propio de otro compartimento”, destaca.

En resumen, tener unas 25 compañías donde exista una relación muy cercana con el equipo directivo, sin limitaciones, ni sesgos por sectores o industrias. Morgado inicia de la mano de Bergaña una nueva andadura donde buscara las mejores ideas que, como él considera, “son aquellas con mucha controversia”.

Profesionales
Empresas

Otras noticias relacionadas


Anterior 1
Anterior 1

Lo más leído

Próximos eventos