Tags: Latam |

Felices y Forrados: “Septiembre es clave para las futuras rentabilidades de las pensiones”


Además de lo que pueda suceder con Siria, el posible anuncio por parte de Ben Bernanke de que la Fed empezará a retirar progresivamente la Quantitative Easing (QE) es un punto clave para el futuro del rendimiento de la renta variable en Estados Unidos y a nivel global. También tendrá efectos en la bolsa chilena.

Las administradoras de fondos de pensiones (AFP) chilenas pueden invertir el 80% en el exterior de sus activos, pero sólo tienen el 40% fuera de Chile. En renta variable prefieren apostar por otros mercados, principalmente Estados Unidos, Japón y Europa en los últimos meses. No obstante, aún tienen participación en acciones locales del 12,7% respecto al patrimonio total que gestionan, según el último informe mensual de BICE Inversiones sobre inversión en bolsa chilena de las AFP.

“La semana del 18 de septiembre es crítica. Marcará un cambio de tendencia o que se perpetúe el IPSA a la baja. Si en la reunión de la Fed se retrasa la retirada de la QE podría paliar la marca de la bolsa local y extenderse las caídas sólo hasta noviembre, con beneficios en el último trimestre. Estructuralmente el IPSA podría llegar a 3.200 puntos (ahora está por encima de los 3.600 puntos), lo que podría ser el próximo piso”, arguye Gino Lorenzini, de Felices y Forrados, asesoría para los afiliados de las AFP. Tiene en torno a 100.000 clientes, con lo que la incidencia en el mercado se sus recomendaciones es muy elevada.

No obstante, lo que más preocupa a los inversionistas chilenos, opina el gerente general de Felices y Forrados, es el ruido político a las puertas de las elecciones presidenciales en el país andino: “Hay propuestas políticas que podrían afectar a las utilidades de las empresas, el mercado espera señales y que se concrete el futuro político”.

De esta forma, Lorenzini se muestra precavido. La última recomendación de F&F a sus clientes fue que traspasaran sus ahorros al multifondo E, el más conservador y menos expuesto a la renta variable. Ahora, explica que hay que ser pacientes y estudia cuándo deben los afiliados volver a posiciones más riesgosas. “Tenemos tres fórmulas, para corto, medio y largo plazo. La del largo plazo está cerca de cambiar, pero ahora mismo tenemos escenarios complejos. Los mercados dependen de las decisiones de las autoridades respecto a la QE, Siria, etc”, comenta Lorenzini.

En lo que va de año el IPSA ha caído más de un 16% y los portafolio managers de los multifondos de pensiones se han expuesto cada vez más a los mercados internacionales. Sin embargo, tras el primer anuncio de Bernanke de un posible giro de la política monetaria las revalorizaciones se ralentizaron. En cualquier caso, las AFP han sacado provecho del tipo de cambio, por la depreciación del peso chileno. “Han tenido una cobertura cambiaria con las inversiones en Estados Unidos que han permitido compensar las pérdidas de la renta variable, ha sido una política acertada”.

Lo más leído

Próximos eventos