Tags: Latam |

El Índice de mercados emergentes de HSBC, en su nivel más bajo de 9 trimestres


La producción en los mercados emergentes cayó en el T3, poniendo fin a nueve trimestres consecutivos de crecimiento. Por el contrario, los proveedores de servicios vieron incrementar la actividad empresarial en el trimestre, pero al ritmo de expansión más lento desde el T2 de 2009. Stephen King, chief economist de HSBC, declaró: “Ahora es evidente que el crecimiento del comercio mundial alcanzó su punto más alto en el primer trimestre. Empresas de los países emergentes han reaccionado despejando su cartera de pedidos a un ritmo más rápido que antes, lo que ayuda a apoyar la actividad a corto plazo. Sin embargo, en ausencia de un rebote rápido en el impulso del comercio, la debilidad puesta de manifiesto en el último EMI, es probable que se manifieste en pérdidas de empleo en el futuro. Ahora mismo ya, parece que el crecimiento del empleo en los países emergentes se haya estancado. Mientras las naciones emergentes no afronten elmismo desapalancamiento imprescindible que el mundo desarrollado, sufrirán su parte justa de contagio en un entorno cada vez más “risk-off” (negativo). Mientras, que a largo plazo, hay pruebas claras del desacoplamiento económico, no hay muchas evidencias de desacoplamiento de los mercados financieros en el día a día.”

“La disminución de las presiones inflacionistas crea algo más de flexibilidad en las políticas pero sería un error concluir diciendo que los países emergentes están a punto de lanzar un estímulo a una escala similar a la vista en 2008/09. Por lo tanto, parece más que probable que los países emergentes no serán capaces de compensar totalmente la debilidad endémica del mundo desarrollado, lo que implica que el ritmo de crecimiento económico mundial se mantendrá muy por debajo del 3% en 2011 y 2012, un decepcionante rendimiento en relación con datos pasados, a pesar de la solidez de las bases económicas que ofrecen muchas zonas del mundo emergente," concluyó Stephen King.

La producción manufacturera disminuyó en Brasil, China, Singapur, Sudáfrica, Corea del Sur y Taiwán. Los fabricantes sudafricanos y taiwaneses registraron tasas especialmente marcadas en la disminución de la producción, seguidos por Brasil, donde la producción cayó al ritmo más rápido desde el T1 de 2009. Mientras tanto, China y Singapur registraron marginales y modestas tasas de reducción respectivamente. Los fabricantes del Este de Europa tuvieron, en general, mejores resultados que las firmas emergentes asiáticas en el T3, pero todo el crecimiento de la producción se vio moderado durante el trimestre. Rusia registró solamente un incremento marginal en la producción fabril, mientras que las tasas de expansión se redujeron a mínimos recientes en la República Checa y Polonia. Mientras tanto, el crecimiento en la producción en la India se redujo al mínimo en dos años y medio. A la inversa, Turquía e Israel fueron los únicos sectores de fabricación de los mercados emergentes que registraron un aumento más rápido en los niveles de producción.

En un contexto de falta de demanda global, los productores del mercado emergente registraron menores volúmenes de negocio de exportación por primera vez en nueve trimestres. Los niveles de pedidos extranjeros cayeron en la mayoría de los mercados, con la República Checa, Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos como las únicas excepciones. De los cuatro grandes mercados emergentes, Brasil y la India registraron la mayor tasade disminución de pedidos de exportación, mientras que China sólo registró una reducción marginal. El crecimiento de la actividad en el sector servicios bajó al mínimo en nueve trimestres en el T3 de 2011, con tasas de desaceleración de la expansión en los cuatro grandes mercados emergentes. Preguntados sobre las perspectivas de actividad durante el próximo año, los proveedores de servicios de mercados emergentes expresaron el tercer nivel más bajo de optimismo desde el T4 de 2005, fecha en la que se empezó a recopilar estos datos. La confianza empresarial cayó a un mínimo récord en China, mientras las firmas del sector servicios rusas fueron las menos optimistas en 10 trimestres.

En línea con la tendencia observada en EMIs recientes, la última encuesta sugiere que el mantenimiento de las políticas de ajuste en todo el mundo emergente ha contribuido a debilitar las presiones inflacionistas. La tasa de inflación de los costes de entrada bajó al mínimo de cuatro trimestres en los mercados EMI. De los mercados emergentes más grandes, Brasil (el más bajo en dos años), China (más bajo en cuatro trimestres) y Rusia (más débil en año y medio) todo ello se refleja en aumentos más lentos de los costes medios. Con la inflación de los precios de entrada más débil, las empresas de los mercados emergentes aumentaron sus gastos de producción al ritmo más lento en un año, con tasas de aumento más flexibles tanto en los servicios como en la fabricación.

Con la entrada de nuevos negocios creciendo a un ritmo reducido, las empresas se centraron en sus trabajos atrasados para ayudar a sostener los niveles de actividad, lo que sugiere un exceso de capacidad en el mundo emergente. Consecuentemente, el crecimiento del empleo en la fabricación y los servicios disminuyó al nivel más bajo en nueve meses, reflejando una tasa más débil de creación de empleo en servicios y un estancamiento del empleo manufacturero. La India registró un descenso en el número de empleados por primera vez desde el T1 de 2009, mientras que Brasil, China y Rusia registraron tasas más débiles en el crecimiento del empleo.

El EMI de HSBC será publicado cada trimestre y está disponible a través de:

www.hsbc.com/emergingmarketsindex

Lo más leído

Próximos eventos