Tags: Latam |

Cambios regulatorios en el Sistema de Ahorro para el Retiro en México, en la dirección correcta


El 2011 se puede considerar como un año favorable por el incremento en el ahorro, pues, el ahorro voluntario prácticamente se triplicó con respecto al año previo al alcanzar los 12 mil millones de pesos, mientras que el ahorro obligatorio se incrementó en 12.6% nominal anual durante el año pasado.

Por otra parte, el indicador de rendimiento neto, principal motor de competencia entre Afores, presenta cambios en beneficio de los trabajadores, que permitirán comparar de una manera más transparente los rendimientos efectivamente obtenidos por las Afores en el largo plazo.

Incremento consistente en el ahorro para el retiro

A enero de 2012, los recursos gestionados por las Administradoras de Fondos para el Retiro (Afores) equivalen a 1’640,892 millones de pesos, mientras que las cuentas administradas superan los 42.5 millones. Como porcentaje del PIB, los fondos de pensiones en México se han incrementado desde 1.4% a finales de 1998 hasta representar 11.8% del PIB. En los últimos tres años, se observa un crecimiento cercano al 1% del PIB anualmente, que se ha visto favorecido con la incorporación al esquema de contribución definida de los trabajadores del estado (ISSSTE), así como los rendimientos obtenidos en ese periodo.

 

El crecimiento de los recursos del SAR ha permitido que las Afores ocupen el segundo lugar como intermediario financiero, administrando 13.6% de los recursos del sistema financiero mexicano, sólo por debajo de la Banca múltiple.

El SAR ha obtenido buenos rendimientos

La acelerada acumulación de recursos pensionarios conjuntamente con una maduración gradual de los agentes del Sistema de Ahorro para el Retiro han permitido impulsar cambios en la regulación financiera y operativa que han permitido a las Afores obtener buenos rendimientos, dado el perfil de riesgo de los trabajadores.

A enero de 2012, el rendimiento neto promedio del SAR en los últimos 24 meses fue de 10.2% nominal; mientras que el rendimiento histórico bruto (antes de comisiones) durante los 14 años de operación del sistema alcanza 13.37% nominal anual promedio y 6.54% real.

La flexibilización del régimen de inversión ha permitido incrementar la diversificación de los fondos, con el objeto de lograr buenos rendimientos de manera sostenible en el largo plazo para los trabajadores. A partir de 2012, las Siefores podrán invertir en commodities y sociedades de inversión, así como tercerizar sus inversiones a través de mandatos.

Cambios al Indicador de Rendimiento Neto (IRN)

A fin de robustecer y hacer más eficiente el IRN, a partir del 2012 se ampliará gradualmente su plazo de cálculo (de 3 a 5 años), utilizando promedios móviles para minimizar los efectos de la volatilidad en los mercados, y se calculará con los precios de bolsa de las Siefores, reflejando las comisiones efectivamente cobradas a los trabajadores.

El rediseño del IRN permitirá incentivar a las Afores a enfocar sus estrategias de inversión hacia un horizonte de más largo plazo, congruente con la naturaleza del ahorro pensionario y mejorando de manera sustancial la toma de decisiones de los trabajadores al elegir la Afore que administrará sus recursos para el retiro.

La disminución de comisiones de las Afores es un proceso gradual, pero constante

Otro factor que ha contribuido a generar un mayor crecimiento de los saldos pensionarios ha sido la disminución de comisiones sobre saldo que cobran las Afores, en un proceso gradual, pero constante durante los últimos años.

Dada la trayectoria creciente de los recursos del SAR y a que el esquema de comisiones permitidas se basa en los saldos administrados, se ha generado una dinámica de disminución progresiva de dicho cobro. En los últimos cinco años la comisión promedio del sistema ha disminuido en más de 63%, y en 2012, el promedio simple de la comisión sobre saldo que cobrarán las Afores será de 1.38%.

Valoración

En general, se pueden valorar en forma positiva los cambios normativos y regulatorios realizados en el Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR). De manera particular:

•Los cambios al IRN ayudan al trabajador a comparar de forma más objetiva los rendimientos que otorgan las diferentes administradoras

•Tanto la flexibilización del Régimen de Inversión como la disminución en comisiones cobradas por las Afores, potenciarán la rentabilidad de las inversiones en beneficio de los trabajadores, permitiéndoles obtener una mayor pensión al momento de su retiro.

 

Lo más leído

Próximos eventos