Bantleon, más allá de la AAA y el Dax


En un entorno de bajos tipos de interés como el actual y rentabilidades cercanas a cero en la deuda soberana, para el inversor con un perfil conservador o moderado parece complicado a priori encontrar alternativas de inversión. Pero esto no quiere decir que no existan, en el mercado hay gestoras, como Bantleon, que ofrecen fondos de inversión adecuados para la coyuntura actual y que están enfocados a la preservación del capital. En el ADN de Bantleon figura que sus inversiones estén orientadas a la seguridad y para ello cuenta con fondos de deuda con grado de inversión, fondos de retorno absoluto y fondos multiactivo. Su filosofía consiste en generar rendimientos atractivos, pero siempre sobre la base de reducir al mínimo las pérdidas, a través de una gestión sólida y un enfoque riguroso y sistemático. Prueba del compromiso de la gestora con sus inversores es que los propietarios de Bantleon invierten parte de sus ahorros en los fondos de la firma. 

Uno de los fondos más consistentes de la gestora es Bantleon Family & Friends, un fondo de retorno absoluto que invierte principalmente en bonos de alta calidad. El objetivo del fondo es obtener una rentabilidad elevada de forma constante, mediante una adaptación de los vencimientos de los bonos y de una exposición a la renta variable y a materias primas que se gestiona de forma activa y se gradúa en función de la evolución del mercado. De hecho, las posiciones de bolsa pueden variar entre un 0% y un 40% del patrimonio, el peso de las materias primas puede oscilar entre 0% y un 20%, mientras que la exposición a bonos de alto rendimiento solo puede alcanzar un 10%. Pero siempre manteniendo al menos el 50% de los activos en deuda con calificación grado de inversión. Esta política de inversión les permite ofrecer un objetivo de rentabilidad del 4,5% anual durante tres años.

Otro de los productos bandera de la firma es el Bantleon Oportunities, tanto es su clase más defensiva, Bantleon Oportunities S, como en la que se asume algo más de riesgo, Bantleon Oportunities L. Por tanto, para un inversor más conservador un producto adecuado podría ser Bantleon Oportunidades S, un fondo de retorno absoluto que invierte mayoritariamente en bonos de alta calidad, con el objetivo de obtener un elevado rendimiento de manera constante, pero que también cuenta con exposición a la renta variable que puede alcanzar el 20% de los activos. El objetivo de rentabilidad de este fondo se sitúa en el 3% anual en tres años. Para alcanzar esta cifra, se lleva a cabo una gestión activa de los vencimientos de los bonos, que pueden ir de 0 a 7 años, de la curva de rendimiento y de las posiciones de bolsa. Asimismo, de manera ocasional se puede considerar la inversión en bonos ligados a la inflación. Por su parte, la filosofía de gestión de Bantleon Oportunities L es muy similar, aunque como se ha comentado anteriormente asume un riesgo ligeramente mayor. Así, la duración de los bonos se extiende hasta los 9 años, frente a los 7 años de la versión del fondo más defensiva y la exposición a la renta variable puede alcanzar el 40% del patrimonio. No obstante, el objetivo de rentabilidad del fondo también es superior y se sitúa en el 4,5% anual a tres años.  

Con estos fondos, comercializados en España por Capital Strategies, queda reflejado que existen opciones que ofrecen buenos retornos potenciales para los inversores de un perfil moderado y que una gestión flexible y multiactivo es una de las soluciones más adecuadas para la coyuntura de mercado actual, en la que es clave delegar la gestión en profesionales y que sean ellos lo que elijan la ponderación de los activos en función del momento del mercado.

Otras noticias relacionadas


Lo más leído

Próximos eventos